Ourense

Atraca con un cuchillo y a cara descubierta una tienda de congelados en A Ponte

Ourense

SUCESOS

Atraca con un cuchillo y a cara descubierta una tienda de congelados en A Ponte

El establecimiento en que se produjo el atraco. El asaltante entró con la cara descubierta (JOSÉ PAZ).
photo_camera El establecimiento en que se produjo el atraco. El asaltante entró con la cara descubierta (JOSÉ PAZ).
El delincuente intimidó a la empleada para que le diera el dinero, tras empujar a una clienta

Un individuo armado con un cuchillo atracó a primera hora de la mañana de ayer la tienda de congelados que tiene la cadena Hiperxel en la rúa San Rosendo, en el barrio ourensano de A Ponte. El atracador irrumpió de forma violenta  y a cara descubierta en el establecimiento cuando dos clientes realizan la compra. Nada más cruzar las puertas esgrimió el cuchillo que ocultaba entre sus ropas, con el que intimidó a la trabajadora (le colocó el cuchillo en el abdomen) para que le diera el dinero que había en caja registradora.

Los clientes, asustados, salieron en ayuda de la empleada, pero el delincuente propinó a uno de ellos, una mujer, un empujón para que se quitase de en medio. El atracador, tras hacerse con las monedas que había en la caja -en la empresa no especificaron ayer la cuantía del botín, se dio a la fuga a la carrera, perdiéndose por las calles de la zona.

Desde el propio local alertaron a la Policía Nacional y al lugar acudieron de inmediato varias patrullas, que tras recabar datos sobre los rasgos físicos y la ropa que vestía el delincuente, establecieron un amplio dispositivo en el barrio, pero la vigilancia no había dado en la noche de ayer frutos. A la búsqueda del atracador también se sumó la Policía Local.

Identificado

Los agentes continuaban en la tarde de ayer con el operativo en distintos puntos del casco urbano de la ciudad, incluido el barrio de Covadonga. Los agentes de la Unidad de Delincuencia Especializada y Violenta (UDEV) inspeccionaron el establecimiento y, según fuentes policiales, ya podrían tener identificado el atracador.

En el negocio de congelados continuaron con la actividad comercial tras el atraco, que no es el primero que registra la empresa durante este año en la ciudad. Hace unos meses le entraron a robar en la tienda de la rúa Ervedelo. El personal lamentaba el susto que se llevaron los clientes y los empleados ante la violencia que mostró el delincuente. 

Investigan si estuvo en la oficina de empleo

Durante el operativo que estableció la Policía Nacional en el barrio de A Ponte, varios testigos situaron al atracador momentos antes de que ejecutara el asalto en la puerta de las oficinas del Servicio Publico de Empleo, situadas en la avenida de Marín, lugar del que se fue al no estar aún las instalaciones abiertas a la atención del público, aprovechando para perpetrar el atraco.

Esta versión tomó fuerza  sobre el mediodía después de que la Policía Nacional procediera a la detención de un varón en las inmediaciones del inmueble del Servicio Público de Empleo. 

La Policía Nacional recordaba que el detenido no tiene nada que ver con el atraco en la tienda de congelados, estaban siendo reclamado por un juzgado por diferentes delitos. El detenido permanecía ayer a la espera de declarar en el juzgado.