La Región

CONCELLO

El Concello, al límite con la piscina termal de As Burgas

El Concello se la juega solo a una carta para tratar de adjudicar un concurso que ya fue declarado desierto en una ocasión "por no haberse publicitado lo suficiente"

La piscina termal, cerrada desde hace más de un mes (ÓSCAR PINAL).
La piscina termal, cerrada desde hace más de un mes (ÓSCAR PINAL).
El Concello, al límite con la piscina termal de As Burgas

El Concello de Ourense se ha encontrado con un nuevo obstáculo para adjudicar la gestión integral de la piscina termal de As Burgas, cerrada desde hace unas semanas, y la legislación sobre contratación pública ha estado a punto de echar por tierra por segunda vez el concurso abierto para adjudicar el mantenimiento.

Así, aunque se recibieron dos ofertas para analizar, el acta de la mesa de contratación celebrada el pasado viernes recoge que ninguna de esas entidades está inscrita en el Registro General de Contratistas o en el Registro Oficial de Licitadores y Empresas Clasificadas del Estado, lo que "obrigaría a declarar deserta a licitación". Sin embargo, dada la situación, "esto claramente contravén o interese xeral", señalaba el secretario de la mesa.

Salvado ese primer "match ball", la apertura de los sobres desveló que una de las empresas, Cegapse, no presentó la memoria técnica requerida en los pliegos, lo que llevó a adoptar por unanimidad el acuerdo de excluirla definitivamente del procedimiento. Por esto, sigue viva únicamente la propuesta presentada por Ociosaugal SC, sobre la que se ha solicitado un informe al responsable del contrato para valorar la memoria técnica.

De esta manera, el Concello se la juega solo a una carta para tratar de adjudicar un concurso que ya fue declarado desierto en una ocasión "por no haberse publicitado lo suficiente". Un escenario al límite para poner en marcha un servicio clave para el turismo.