Ourense

La crisis demográfica ourensana, entre las más intensas de España

Ourense

Demografía

La crisis demográfica ourensana, entre las más intensas de España

Ourense 4/1/21
Sensación térmica de frío en Ourense

Fotos Martiño Pinal
photo_camera Foto: Martiño Pinal

Ourense y otras 10 provincias españolas más se encuentran entre las regiones de Europa con peor pronóstico demográfico, "solo por detrás de Escandinavia, Islandia, la Rusia europea y ciertos territorios del norte de Escocia". En ello hace hincapié el estudio publicado ayer por la Fundación de las cajas de ahorros (Funcas), que identifica a la "España despoblada" como un conjunto de 23 provincias, donde están incluidas Castilla y León, Aragón, Extremadura y La Rioja en su conjunto, además de Albacete, Ciudad Real, Córdoba, Cuenca, Guadalajara y Jaén. Regiones que en 1950 albergaban al 34,1% de la población nacional y hoy tan solo el 18,1%. 

El reciente estudio divide a la "España despoblada" (que ha perdido población en los últimos 70 años) en tres grupos, relacionados con el decrecimiento, estancamiento y "remontada" poblacional, formando parte Ourense del primero de ellos, en estado crítico. 

Explican que el clúster al que pertenece esta provincia gallega, acompañada por Ávila, Cuenca, León, Zamora, Salamanca, Lugo, Segovia, Palencia, Soria y Teruel, conformaría "el núcleo duro de la despoblación en España, que cuenta con los peores registros demográficos: ha perdido más población que los demás, tiene menos densidad de habitantes por kilómetro cuadrado, una población más envejecida y un efecto añadido: una muy fuerte destrucción de empleo. Estas provincias han seguido perdiendo población en el siglo XXI con dos excepciones, Salamanca y Segovia, al tiempo que continuaban reduciendo su peso económico en el conjunto del país". Por tanto, concluyen el estudio, "se trata del grupo que requiere políticas de mayor alcance y continuidad si se pretende detener, o revertir, un proceso de despoblamiento que se viene arrastrando desde hace décadas". 

Por su parte, el segundo grupo (Albacete, Ciudad Real, Badajoz, Cáceres, Córdoba y Jaén) consigue mantener una base de población joven, por lo que solo necesitaría una reactivación económica para solucionar sus problemas de paro y bajo niveles de PIB; y el tercero  y último, conformado por Guadalajara, Burgos, Huesca, La Rioja, Valladolid y Zaragoza, contaría con "un elevado peso de la industria, bajas tasas de paro y capacidad de creación de empleo". 

El estudio refleja también que Ourense contaba en 1950 y cuenta hoy con uno de los índices VAB (Valor Agregado Bruto, que mide el valor añadido generado por el conjunto de productores de un área económica) más bajos de España. 

Te puede interesar