Ourense

Las explotaciones agrícolas sufrieron 60 robos en un año

Ourense

EcoAgro

Las explotaciones agrícolas sufrieron 60 robos en un año

Los colmenares como el de la imagen llevan años sufriendo constantes robos.
photo_cameraLos colmenares como el de la imagen llevan años sufriendo constantes robos.
Los delincuentes sustrajeron toda la comida que tenía para sus abejas un apicultor de Rubiá

Quinientos kilos de comida para abejas y herramientas para cuidar colmenas y extraer la miel. Este es el botín que sustrajeron los ladrones en un colmenar que tiene un vecino de Rubiá, identificado como A.F., de 66 años, en el paraje conocido como A Ponte, dentro del mismo municipio.

El robo se produjo en la madrugada del pasado día 5. Los delincuentes forzaron la puerta de un almacén para adueñarse de la comida que el apicultor almacenaba en un depósito para los insectos, cuyo valor aún está pendiente de cuantificar, además de diverso material y herramientas.

Este es el último robo en las explotaciones ganaderas y agrícolas de la provincia, que, según los datos que maneja la Guardia Civil, también están constantemente en el punto de mira de los ladrones. Agricultores, apicultores y ganaderos registraron desde febrero del año pasado 60 asaltos, una cifra ligeramente inferior que los contabilizados en todo el año 2018, un total de 83, según datos del Ministerio del Interior.

En una amplia mayoría de los asaltos, los autores se adueñaron de combustible y animales, pero también de herramientas, maquinaria, tendidos de instalaciones eléctricas, piensos, baterías, motores y remolques.

Los agentes del Instituto Armado investigan cada uno de los robos pero las pesquisas son complicadas porque los delincuentes suelen deshacerse rápidamente del botín, lo venden a un menor precio.

Además, se encuentran con que algunos de los productos sustraídos, caso de la comida para abejas que robaron en el colmenar de Rubiá, "los hay iguales a la venta en el mercado. Es difícil demostrar el robo porque los ladrones incluso suelen robar facturas para acreditar la compra", apuntaron fuentes de la Guardia Civil.

Los motores de regadío en A Limia

La comarca de A Limia es la que más robos registra, seguida de la Conso Frieiras.  La Guardia Civil detuvo  a finales del 2019 a dos vecinos de Allariz, M. F.V., de 68 años, y J. Q.F., de 55, como presuntos autores de un delito continuado de hurto de baterías de los motores que utilizan los agricultores  limianos para regar sus parcelas de patatas, maíz y productos de huerta. 

Los agentes procedieron a su detención dentro de una laboriosa investigación durante la que comprobaron que ambos sustraían los motores cuando estaban en pleno funcionamiento. En el caso de Conso Frieiras, el botín son las colmenas. La Guardia Civil no llegó a practicar detenciones y los apicultores, ante las continuas sustracciones, optaron por instalar cámaras de vigilancia y alarmas para sorprender a los ladrones. Sospechan que se desplazan desde Portugal.

Más en Ourense