La Región

ÚLTIMA LLAMADA

María Quintas: "Yo no mato por un puesto"

"Vivo como pienso, y como valoro mucho la solvencia, el esfuerzo, la ideología y la lealtad por eso estoy con Pachi Vázquez", asegura la número 2 de la lista de Espazo Común en Ourense

Óscar Pérez Corral, María Quintas y Ramón Dacosta, en un acto electoral.
Óscar Pérez Corral, María Quintas y Ramón Dacosta, en un acto electoral.
María Quintas: "Yo no mato por un puesto"

La Última Llamada a los últimos de la lista ha dado un vuelco tan inesperado como la carrera política de la protagonista de esta página. María Quintas fue concejala en Ourense, diputada dos legislaturas en el Parlamento de Galicia, secretaria de Organización de la provincia, miembro del Comité Federal del PSOE y en estas elecciones concurre como número 2 de la candidatura en la ciudad de Espazo Común, formación impulsada por Pachi Vázquez, secretario general de los socialistas gallegos entre 2009 y 2013. Asegura que ha cambiado de siglas, pero no de ideología. "Para ser socialista no necesitas el carné del PSOE y me voy a morir siendo socialista. Hay una parte de mi camino que nunca le podré agradecer lo suficiente al partido por la oportunidad que me dio para hacer cosas por la gente, pero me fui porque yo quiero vivir como pienso y no me reconozco dentro del PSOE". 

El acercamiento al independentismo de Ferraz y la guerra entre familias en Madrid y en Galicia para colocar a sus peones la distanciaron del partido cuando la ola parece ser favorable. "Al final no es por lo que tú peleas y menos a mi edad. Si te pilla con 20 o 30 años pues igual te metes en el fragor de la batalla, pero no creo que tengas que estar en política buscando un partido con el viento de cola, sino por las personas. La gente que llega sin una actividad profesional mata por un puesto y no es mi caso ni lo ha sido nunca. Yo no estoy dispuesta a matar por un puesto".

María Quintas confiesa que le apasiona contemplar el patio de recreo del colegio Cardenal Cisneros, del que fue directora y en el que da clase de la asignatura de Geografía e Historia en primero de ESO. El centro acoge a un gran número de alumnos inmigrantes, imparte educación especial y también enseña a algunos niños del centro de menores. "La educación es el mejor reequilibrador social. Es muy reconfortante ir por la calle y encontrarte a alumnos que están trabajando en hostelería, que son profesores... Eso te da una satisfacción muy importante. Llevo 35 años en la enseñanza y no me canso porque combates la idiotez de partidos como Vox, que es fruto de la ignorancia". 

Si la educación colma sus aspiraciones, puede resultar difícil de comprender que haya abandonado el partido de su vida para meterse en el jaleo de construir una nueva formación política, a no ser por la lealtad a Pachi Vázquez. "Ya le he dicho que yo vivo como pienso y como valoro mucho la solvencia, el esfuerzo, la ideología y la lealtad  por estas cuatro razones estoy con Pachi y voy a estar donde esté, a no ser que se vaya a un sitio raro, algo que no es previsible", comenta entre risas. 


Sumar


El movimiento fue interpretado en algunos mentideros como una maniobra para restar votos a los socialistas debido a las escasas posibilidades de sumar en el Concello. "La gente de Espazo Común somos conocidos por llevar en política mucho tiempo o por pertenecer a asociaciones, por hacer cosas por la sociedad, por entender la política como servicio público. Ya había una corriente dentro del PSOE, pero al dar el paso de registrarnos como formación política  le puedo garantizar que Espazo Común viene para quedarse, independientemente del resultados". 

Las encuestas no erosionan sus esperanzas de que "los otros, según nos registran en los sondeos" den la sorpresa y entren en la corporación municipal. "La receptividad en las calle es positiva, aunque hay que reconocer que necesitamos tiempo para implantarnos. El cabeza de lista, Óscar Pérez Corral, es médico, en la candidatura hay profesionales de la sanidad, profesores, funcionarios... Gente con profesión y vocación de servicio porque Ourense necesita un proyecto de ciudad en vez de seguir gestionada como una pedanía".