La Región

SEMANA SANTA

El obispo reivindica el "mandato del amor"

La eucaristía, el sacerdocio y la caridad, protagonistas del Jueves Santo

El obispo lavó los pies a doce personas en la Catedral, en la celebración del Jueves Santo.
El obispo lavó los pies a doce personas en la Catedral, en la celebración del Jueves Santo.
El obispo reivindica el "mandato del amor"

El Jueves Santo ocupó en toda la Diócesis de Ourense el mensaje fundamental del cristianismo. El sacerdocio, la eucaristía y la caridad fueron el eje de todas las ceremonias religiosas.

En la Catedral, a las 10,00 de la mañana, el cabildo tuvo los "laudes solemnes"; y por la tarde la celebración de la Cena del Señor protagonizó el mensaje del día de ayer. 

A las cinco de la tarde comenzaba la Solemne Misa presidida por el obispo de Ourense, Leonardo Lemos, con quien concelebró el cabildo.

En su homilía, el prelado comenzó resaltando que la institución de la eucaristía no es repetición, sino memoria viva y el pulmón que debe mover a los fieles igual que el corazón de Cristo. 

Siguió insistiendo en que "no hay eucaristía sin sacerdocio, ni sacerdocio sin eucaristía, estrecha relación que configura la Iglesia. Una familia que debe permanecer unida. Por eso nos preocupa que haya comunidades sin sacerdocio".

Concretando el mensaje del Jueves Santo, Lemos afirmó: "Tenemos que vivir esas dos realidades de las que brota el mandato del amor y la caridad. Cáritas brota de este día. Es el amor que no debiera ser ajeno a ningún creyente".

Acabada la homilía, el obispo procedió al lavatorio de los pies a 12 personas. Y terminada la misa se organizó la procesión con el Santísimo hasta la capilla del Cristo, donde permanecerá hasta el día de hoy, Viernes Santo.