Ourense

El BNG exigirá un plan de “compensación ferroviaria" para el interior gallego

Ourense

Presupuestos

El BNG exigirá un plan de “compensación ferroviaria" para el interior gallego

Noa Presas reitera que el proyecto presupuestario del estado es un "novo agravio e unha tomadura de pelo"

La diputada ourensana del BNG en el Parlamento gallego, Noa Presas, señaló ayer que su partido pedirá un plan de compensación ferroviaria para Lugo y Ourense, tras criticar el "novo agravio" y la nueva "tomadura de pelo" de los Presupuestos Generales del Estado, presentados el pasado martes.

Presas, que ha criticado en numerosas ocasiones durante las últimas semanas la "discriminación ferroviaria" de la provincia, entiende que "é imprescindible a consecución dun transporte digno", una de las "prioridades políticas" del BNG.

En primer lugar, reclamó la "transferencia das competencias en materia de ferrocarril" junto con una "financiación adecuada" que permita "desenvolver" el tren de proximidad gallego, que pasaría por la mejora en la "seguridade e ampliación de frecuencias".

Dentro del abanico de propuestas, pidió además que "se establezca un calendario" con los plazos a fin de comprobar que se cumplen los acuerdos parlamentarios. Así, criticó que "dous meses despois" de haber solicitado que se ponga fin a la "estafa" del Avant entre Santiago y Ourense, el Gobierno todavía no haya adoptado medidas para abaratar los precios del billete e incrementar las frecuencias así como las condiciones de los bonos de transporte.

Como ejemplo de "los incumplimientos" por parte do Goberno central, la diputada ourensana se refirió al descenso de la inversión para el tramo Olmedo-Lubián-Ourense, pese a su "baixa execución".

Asimismo, la diputada orensana criticó que el PP tan solo consigne tres millones de euros a la variante exterior de los "máis de 635 que custa", un hecho que para los nacionalistas demuestra que esta actuación "nin é prioritaria nin se quere rematar en 2021"

Por otro lado, se refirió también a la "eternización de compromisos históricos", como la reforma del Museo Arqueolóxico, "cuns míseros 400.000 euros".