Ourense

Queridos Reyes Magos, dos puntos

Ourense

Pasó lo que pasó

Queridos Reyes Magos, dos puntos

Como cada año llega  la carta a los Reyes Magos, la institución en la que vive la ilusión. La misiva desde Ourense demuestra que sus majestades ya están muy mayores y no dan una.

Hemos sido buenos, o sea, algo parvos

Queridos Reyes Magos: un año más os escribimos desde Ourense, más por mantener tradiciones que por creer en la institución que representáis. Nuestra ilusión sobre vuestra capacidad de vencer dificultades y colmar de bienes a los mortales se ha tornado en desilusión. Os escribimos esta carta desde Ourense —insisto, para que os situéis—, recordando que un año más hemos sido buenos, que aquí es sinónimo de parvos. Creímos que algo nos tocaría de lo que os pedimos el año pasado, pero debió ser cosa de Correos o del GPS porque no habéis dado ni una. Con letra pueril solicitábamos que el censo no menguase pero el Instituto Nacional de Estadística no deja de darnos bofetadas con el padrón. Os recordamos que aquí estábamos muy preocupados porque no nacían niños en las aldeas y le debisteis dar mal la información a la Xunta porque ha cerrado los paritorios de Verín en una de las operaciones más chuscas que se recuerdan por aquí. Os requeríamos alguna artimaña para retener talento en la provincia, que no se fuesen los más espabilados a labrarse el futuro fuera, y a cambio le decís al Concello que nos mande una foto del alcalde Jácome con un joven ourensano que hace carrera en la NASA. Os pedimos también que la Universidad potencie el campus de Ourense en vez de tangar másteres y titulaciones y os contentáis con pasar el recado a la comunidad universitaria para que reaccione, pero sigue parasitando. Confiamos en vuestra capacidad de persuasión para convencer al Ministerio de Fomento para que cumpla los plazos del AVE y a cambio no solo sabemos que los seguirá incumpliendo sino que nos cierra la venta de billetes estaciones de ferrocarril de las villas pequeñas. Creímos que también que se reducirían los peajes para movernos por Galicia, pero nos mandáis un video del Telediario con una crónica en la que se ve como ya no se paga en las autopistas catalanas. Majestades, a este paso en Ourense todos republicanos. 

Lo que han hecho con vuestra foto

Tomad aire Melchor, Gaspar y Baltasar porque nuestra carta sigue. Si recordáis os solemos pedir que alguien con cierta cabeciña en las instituciones ourensanas ordene los recursos termales y defina un lugar para un balneario de entidad y a cambio mandáis a la ira divina que queme A Chavasqueira, que inunde las pozas del río, que siga dando pena el solar de As Burgas y que a la gente le importe una higa que pasen los años y todo siga en barbecho. Creímos, majestades, que seríais capaces de regalar cordura a nuestros dirigentes políticos y nos habéis dado un Concello de Ourense caro como el demonio y con la utilidad de un cero a la izquierda. Por cierto, qué pachorra la vuestra, ni siquiera habéis dicho esta boca es mía con el cutre belén de Jácome en el que parecíais la plantilla de las caras de Vélmez de la Moraleda.

Poca comprensión de lo que se lee

Pero, queridos Reyes Magos, poníamos también en nuestras cartas de años precedentes que estaría bien que la sociedad ourensana se armase, que fuese dueña de sus ideales y que los defendiese, que dejase de ser pastoreada, pero tampoco nos habéis entendido, sospechamos. A cambio nos dejasteis una batallita de baja estofa por el sillón de la Confederación Empresarial de Ourense para hacerla aún más trivial. Os pedimos más latido emprendedor pero a cambio nos habéis mandado un mapa con la dirección de viveros empresariales vacíos. También os rogábamos que no se desertizase el rural ourensano y cambio le pasasteis el recado al animoso conselleiro de Medio Rural que está poniendo todo perdido de aldeas modelo. En algún párrafo citábamos la necesidad de que la mentalidad de nuestros empresarios tornase a la colaboración y al crecimiento pero a cambio nos enviáis los datos de la EPA en los que la provincia es la de la tasa de ocupación y actividad más baja d España. ¿Qué os pasa, majestades, no tenéis comprensión lectora? 

Lo importante es tener salud

Pero, queridos Reyes Magos, tampoco se os puede imputar a vosotros todos nuestros males, aunque es muy de ourensanos creer que la culpa nunca vive en casa. Os habéis enterado, por fin, de la turbadora belleza de la Ribeira Sacra. Sé que viajáis por ella desde hace siglos de regreso a Oriente tras la noche de reparto. Estamos seguros que vuestra intervención dará un empuje a su candidatura para ser declarada Patrimonio de la Humanidad. Después de veinte años también habéis colmado nuestros anhelos con la apertura de la nueva biblioteca pública. Y, si además, nos traéis salud, seremos capaces de seguir creyendo en vosotros. Hasta el año que viene.



El portafotos_cris2_resultado


Cristina Nóvoa es una maestra carballiñesa que llegó a estas páginas por estar nominada por segunda vez  los denominados "Goya de la Educación", una suerte de reconocimiento a las labores docentes. Ejerce en el rural de Salamanca, en una zona en la que viven no más de 600 personas. Entre otras cosas, la profe dijo que "la educación en el rural es la mejor, hay que apostar más por ella". Es el espejo en el que seguro se miran muchos compañeros de profesión, dispersos por docenas de aulas en las que un niño ya es un objeto en peligro de extinción. Las frases pronunciadas y recogidas en el texto publicado por Elisabet Fernández en la edición del viernes suponen un vuelco en el statu quo de la educación. Cuestiona el número de alumnos por aula porque impide una educación personalizada, también aboga por la revisión del sistema de exámenes y calificaciones. Cristina Nóvoa supone una ventana abierta, una forma diferente de entender la formación académica y el aprendizaje de conocimientos. Dice que estar entre los diez finalistas del premio ya es un reconocimiento a su labor. El verdadero premio es de los alumnos que a diario la escuchan porque, después de la familia, la escuela marca a fuego una vida.


Cada vez el Entroido dura másA MEZQUITA (A MEZQUITA). 03/01/2020. OURENSE. Salida de los Zamarreiros para pedir a los vecinos y vecinas alimentos y dinero. FOTO: ÓSCAR PINAL


Los zamarreiros y o Demo da Seitura en A Mezquita y os felos de Maceda anticipan que el Entroido está cerca y ha salido ya a caminos y corredoiras. Cada vez el ciclo dura más, cada vez los personajes reivindican su identidad más allá de las semanas en las que se justifica su protagonismo. Sospecho que detrás de esas aparentes ganas de fiesta y de reivindicar tradiciones ancestrales hay una conjura contra la desertización, una reivindicación de la vida, un grito desesperado contra las sombras espectrales de la noche del envejecimiento. Pues un "viva" para todos ellos.

Más en Ourense