Ourense

Un radiador, posible detonante del fuego en un piso con una fallecida

Ourense

Un radiador, posible detonante del fuego en un piso con una fallecida

El incendio se produjo de madrugada en una vivienda de la ciudad y dos miembros de la misma familia tuvieron que ser asistidos

Una mujer falleció en la madrugada de ayer a causa de un incendio originado en el interior de una vivienda de la avenida de la Habana de la ciudad. Las llamas  alertaron a los tres inquilinos –la víctima, de iniciales S. R. R. y de 82 años, su hija, de 60 y su nieto, de 31–, pero pese a la rápida intervención de los servicios de emergencia (Policía Local, Bomberos y 061) no fue posible salvar su vida. 

La Policía Científica, que inspeccionó el domicilio durante la mañana de ayer, investiga las causas del fuego, que según informa el 112-Galicia, pudo originarse en el radiador de una de las habitaciones. Las llamas calcinaron el cuarto, alcanzaron varias estancias más y provocaron mucho humo, lo que dificultó las tareas de extinción de los bomberos, así como la altura –el piso está ubicado en la segunda planta–. El cuarto en el que se encontraba la señora quedó completamente calcinado, así como una galería interior. El resto de la vivienda también se vio afectado de gravedad.

El servicio de emergencias sanitarias trasladó al CHUO a los dos familiares de la víctima, que presentaba intoxicación por monóxido de carbono. Según pudo saber este periódico, ambos fueron dados de alta en la misma mañana de ayer.


El edificio


La virulencia del incendio también se dejó ver en el resto de las viviendas del inmueble afectado. Los pocos vecinos que también se encontraban en la casa –se trata de un edificio de cinco plantas, con un domicilio por piso– se despertaron a causa del ruido y del fuerte olor, así como el humo que ascendía por los patios interiores.

Al llegar al lugar, los bomberos decidieron confinar a los inquilinos en sus respectivos pisos, para evitar más daños personales –el acceso entre plantas se realiza a través de escaleras muy estrechas, ya que es una construcción antigua–, para poder actúar con seguridad durante la emergencia y acotar al máximo el alcande del fuego, que avanzaba con rapidez de unas estancias a otras. 

Las llamas calcinaron el cuarto, alcanzando varias estancias y provocando abundante humareda en el inmueble

Horas después de que el incendio se diese por extinguido por completo, todavía era fuerte el olor a quemado en todo el inmueble –a pesar de permanecer ventilado, con ventanas y portal abiertos–, lo que provocó que los vecinos se marchasen a medida que trascurría la mañana y después de limpiar el interior de sus viviendas que se encontraba repleto de cenizas. Uno de los pisos más afectados fue el inmediato superior, el tercero, en el que el humo anegó por completo la mayor parte de las estancias, aunque las llamas no llegaron a reproducirse en ningún punto del domicilio. 

La avenida de la Habana permaneció cortada al tráfico a la altura del inmueble por la Policía Local hasta pasadas las ocho de la mañana, cuando los bomberos dieron por finalizada su intervención después de varias horas de extinción. Los vecinos muestran su agradecimiento a la rápida intervención de bomberos, Policía Local y 061, y lamentan el fallecimiento de la mujer.

VECINA DE CUALEDRO

La víctima, natural de Chamusiños, en el municipio de Trasmiras, tenía su residencia habitual en la localidad de Cualedro. Según pudo saber este periódico, se encontraba de forma temporal en la vivienda de su hija en la ciudad desde hace unos meses.