Ourense

La Ribeira Sacra recupera los vinos de uva Blanco Lexítimo

Ourense

Viticultura

La Ribeira Sacra recupera los vinos de uva Blanco Lexítimo

"B", de Ponte da Boga.
photo_camera "B", de Ponte da Boga.
Ponte da Boga, bodega emblemática de la Ribeira Sacra, lleva desarrollando desde hace años un ambicioso proyecto de recuperación de variedades tradicionales de uva,

La bodega más antigua de la Ribeira Sacra, Ponte da Boga, presenta "B", el primer Blanco Lexítimo de la Ribeira Sacra, pionera en la zona en usar esta variedad de uva, casi extinguida desde hace medio siglo y que los enólogos de la bodega decidieron estudiar en una parcela experimental puesta en marcha hace casi 10 años. 

Ponte da Boga, bodega emblemática de la Ribeira Sacra, lleva desarrollando desde hace años un ambicioso proyecto de recuperación de variedades tradicionales de uva, que le ha permitido presentar sucesivas alternativas de vinos sugerentes y singulares a lo largo de estos años, posicionándose como referente en Galicia a la hora de "maridar origen, tradición e innovación", señalan desde la empresa.

Fruto de esta investigación, Ponte da Boga presenta ahora un nuevo y exclusivo vino blanco, "B",cosecha 2019, fruto 100% de la perfumada y escasa variedad de uva Blanco Lexítimo, que proviene de una parcela situada a 500 metros de altitud en pleno corazón de la Ribeira Sacra. Este tipo de uva es una de las variedades tradicionales del noroeste y se asocia, especialmente, a la zona de Betanzos, ya que en el resto de zonas ha sido Escaso.

Esta pionera y exclusiva elaboración, que consta de tan solo 1.750 botellas, ha pasado, según explican desde la bodega, por "una maceración en frío, prensado y posterior fermentación en depósito de acero y barrica de roble, seguida de una crianza sobre lías de cinco meses". 

El resultado que queda en "B" es "un vino amarillo verdoso pálido, de gran intensidad aromática en el que las notas críticas se superponen con flores blancas y frutas de hueso, entremezcladas con notas ligerísimamente tostadas y ahumadas". En la boca, aporta toques de "lima, naranja o albaricoque", por lo que está recomendado para acompañar pescados, aves y mariscos. 

ETIQUETADO ESPECIAL

El etiquetado de la botella emplea Mineral Paper, que está libre del empleo de cloro, agua y pasta de madera. Está protagonizada por una huella digital en verde, que según relatan desde la bodega, "metafóricamente representa tanto el carácter único de esta variedad como el esfuerzo y talento empleados para su supervivencia y vinificación". Como detalle especial, cuando el vino alcanza su temperatura óptima de consumo, la etiqueta desvela las coordenadas exactas en la que se ubica la parcela de la Ribeira Sacra de la que proceden las uvas.