La Región

SUCESO

Roban tres pisos de un edificio de As Lagoas en una mañana

Los ladrones aprovecharon que los inquilinos no estaban en sus viviendas para acceder al interior
El edificio número 8 de la rúa Nova fue víctima de tres robos durante la misma mañana.  (Miguel Ángel)
El edificio número 8 de la rúa Nova fue víctima de tres robos durante la misma mañana. (Miguel Ángel)
Roban tres pisos de un edificio de As Lagoas en una mañana

Los vecinos de As Lagoas abren sus portales con recelo estos días, preocupados por la oleada de robos de las últimas semanas en este barrio de la ciudad. En la rúa Nova, los ladrones robaron en tres pisos de un edificio en una misma mañana. Según aseguran fuentes policiales, el mes de agosto ha empezado con más incidencias de sustracciones en hogares que el mes de julio. 

El modus operandi de los delincuentes es similar en los diversos casos registrados, ya que actúan a plena luz del día, cuando los inquilinos no se encuentran en las viviendas. Dos edificios, uno en Camiño Caneiro y otro en la rúa Nova son los últimos en sufrir robos. "Alguien les debe de abrir el portal a los ladrones pensando que es el cartero o correo comercial, uno abre porque se fía, y si escuchas ruido en la puerta de al lado piensas que es el vecino, no vas a comprobar qué pasa", reflexionan desde un bar de la calle Doutor Temes. "Ya se encargan de no llamar la atención y simular que están abriendo con llave", añaden.

El número 8 de la rúa Nova es el caso más llamativo: los ladrones robaron en tres pisos del edificio durante una mañana del pasado fin de semana. Los delincuentes accedieron al interior del bloque y allí forzaron las puertas del segundo, tercero y cuarto. Este último no está habitado durante el verano, ya que es un piso de estudiantes universitarios. De las otras dos viviendas, los cacos sustrajeron joyas y dinero. Actuaron rápido, antes de que volviese alguno de los inquilinos. 

Los propietarios del primer piso tuvieron "suerte", ya que estaban dentro de casa mientras los ladrones actuaban en el edificio, y sin darse cuenta los persuadieron de forzar su puerta. Según explican los inquilinos del número 8, esta es la primera vez que se produce un robo de estas características en el edificio, ya que es una zona "tranquila". 

En la calle Camiño Caneiro hace dos semanas que los ladrones entraron a robar en un edificio, también a plena luz del día. En esa ocasión, solo accedieron al interior de una de las viviendas. La propietaria, una mujer de avanzada edad, no se encontraba en su casa en esos momentos y, al llegar, se percató de lo sucedido. 

Los vecinos se muestran preocupados ante el aumento de robos durante las últimas semanas, y creen que la actividad se mantendrá durante el resto del mes, ya que muchas viviendas están vacías por las vacaciones de los moradores.