VIVIR mejor

El cacao en el rendimiento cognitivo juvenil

VIVIR mejor

El cacao en el rendimiento cognitivo juvenil

El cacao y sus derivados pueden ejercer un papel beneficioso en la cognición humana, también de los adultos jóvenes

Se trata de una revisión que ha tenido por objeto resumir los hallazgos sobre los efectos agudos y crónicos del cacao y sus productos derivados en las funciones cognitivas y la salud cerebral en adultos jóvenes. 

Este trabajo agrupó intervenciones de más de 300 participantes, orientadas a investigar el efecto del cacao sobre el rendimiento cognitivo en niños y adultos jóvenes con una edad promedio de 25 años. 

Muchos datos sugieren que patrones dietéticos saludables pueden mejorar las capacidades cognitivas y la salud del cerebro a lo largo de la vida. En este sentido, los patrones dietéticos basados en los vegetales y los alimentos ricos en polifenoles para prevenir el deterioro y mantener la capacidad cognitiva, se ha convertido en un área de investigación emergente. 

Los mecanismos principales de acción de los polifenoles del cacao, que han centrado los trabajos de esta revisión han sido por una parte, la capacidad de los flavonoides para modular las vías de señalización que promueven la función neuronal y la conectividad cerebral, la mejora del flujo sanguíneo cerebral, que provoca cambios en el procesamiento de la memoria y la conexión a través del eje intestino-cerebro y la capacidad de la microbiota intestinal para mejorar la biodisponibilidad de los polifenoles. 

La función cognitiva, definida como el desempeño mental que permite procesar información, aplicar conocimientos y cambiar preferencias, ha sido evaluada en modelos animales después de la ingesta de polifenoles de cacao y epicatequina (componente fenólico principal del cacao). Estos modelos animales han contribuido a caracterizar algunos mecanismos.

Teniendo en cuenta toda la información anterior se seleccionaron los artículos que incluían solo estudios realizados en niños y adultos jóvenes, discutiéndose diferentes aspectos como las implicaciones cardiovasculares y los efectos neurocognitivos del cacao.

Los estudios de esta revisión han empleado una cantidad de cacao de entre 24 g de chocolate con cacao al 70% y 35 g de chocolate con cacao al 70%. 

Los resultados encontrados en la mayoría de los trabajos respaldan el potencial del cacao como neuroprotector, encontrándose eficiencia sobre la cognición y la neuroplasticidad en adultos jóvenes, lo que sugiere que la inclusión de cacao en polvo o productos con alto contenido de flavonoides en cacao puede ser un enfoque preventivo y razonable sobre las enfermedades neurodegenerativas y el deterioro cognitivo. Además, los efectos a corto y mediano plazo de la ingesta diaria de cacao pueden proporcionar a este grupo de edad un mejor aprendizaje verbal, memoria y atención favoreciendo el rendimiento académico. Pese a ello, la evidencia disponible es muy escasa y se necesitan estudios futuros para aumentar la robustez de los resultados.

Ref: DE Pascual y col. Nutrientes 2020, 12 (12), 3691

Te puede interesar