VIVIR mejor

Nueve consejos para cuidar la piel ante el frío

VIVIR mejor

Salud

Nueve consejos para cuidar la piel ante el frío

"Filomena" no ha hecho estragos solamente en nuestras ciudades, sino también en nuestra piel. Y es que las bajísimas temperaturas que estamos viviendo estos días en España - y aun nos queda lo peor en cuanto a descenso térmico se refiere - afecta más de lo que pensamos a nuestra piel, sobre todo a la del rostro. El frío, el viento helador o la sequedad del ambiente provocada por la calefacción provocan problemas cutáneos como labios deshidratados, rojeces en las mejillas, irritaciones y sensación de tirantez, entre otros molestos inconvenientes.

Si quieres proteger tu piel y reforzar su función barrera para sobrellevar mejor esta ola de frío, te damos las claves para lograr que tu rostro siga estando hidratado y luminoso. Sigue estos sencillos trucos que nos ofrece la farmacéutica Rocío Escalante y tu cutis lo agradecerá.

- MÁS HIDRATACIÓN EN LA PIEL. Si la piel de tu rostro tiende a resecarse, además de elegir cremas hidratantes y nutritivas, te aconsejamos aplicar antes un sérum hidratante con ácido hialurónico. Igual que en el cuerpo te pones más capas de ropa para protegerte del frío, la piel del rostro, sobre todo si es sensible y seca, necesita más capas de hidratación.

- ¡OJO CON LA LIMPIEZA DIARIA! En las pieles más secas y deshidratadas, hay que tener mucho cuidado con la limpieza diaria, ya que el contacto con el agua puede incrementar esa deshidratación o sequedad.. Para estas pieles lo ideal es elegir aceites y leches desmaquillantes, o agua micelar para desmaquillar y limpiar el rostro.

- CUIDADOS ESPECIALES PARA LOS LABIOS. Una de las zonas más sensibles en invierno es la piel de los labios, así que hay que incrementar la hidratación. Utiliza bálsamos labiales a diario, cuantas veces necesites para hidratarlos y evitar la molesta sensación de sequedad que, además, puede hacer que te pases la lengua por ellos, algo que provoca más deshidratación.

- Y LA PIEL DEL CONTORNO DE LOS OJOS. Al ser una piel más fina puede sufrir más la deshidratación y sequedad. Utiliza un producto específico por las mañanas y por las noches.

- ACEITES, ALIADOS PARA LAS PIELES MÁS SECAS. Por la noche, en las pieles más secas aconsejamos utilizar aceite facial, con propiedades hidratantes y nutritivas, para devolverles el confort y ayudar en la regeneración nocturna.

- CUIDADOS EXTRAS. Al menos dos veces a la semana, si la piel tiende a secarse mucho, aplica una mascarilla facial hidratante.

- HUMIDIFICADOR. Disponer de un humidificador en tu oficina y en tu casa también te ayudará a lucir una piel perfecta en invierno, al evitar el ambiente reseco que crean las calefacciones.

- ¡NO TE OLVIDES DE LA PIEL DEL CUERPO! Aunque está tapada, también sufre el frío y sobre todo el agua muy caliente, algo que apetece mucho en estos momentos, pero que no es muy recomendable para la piel, porque provoca deshidratación. Es preferible usar agua templada e hidratar la piel del cuerpo a diario.

- INGREDIENTES NECESARIOS EN INVIERNO. Ceramidas, lípidos y ácido hialurónico son los mejores activos para hidratar la piel.