Los informes no revelan la mortalidad real de las aves en parques eólicos

Vista general de un parque eólico (Foto: Archivo EFE)
Los informes de impacto ambiental no revelan la mortalidad real de las aves en los parques eólicos, según un estudio internacional liderado por el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), informa en un comunicado.

'Este trabajo demuestra por primera vez que la metodología para estimar el impacto de los parques eólicos empleada en España, similar a la de Europa y Estados Unidos, es inadecuada', explica el investigador del CSIC Miguel Ferrer, de la Estación Biológica de Doñana.

La investigación, publicada en el último número de Journal of Applied Ecology, ha analizado el índice de accidentes de aves contra aerogeneradores durante tres años en 20 parques andaluces.

Los datos indican, según Ferrer, que 'durante los últimos años se han autorizado parques eólicos a aquellos que según los estudios previos eran seguros cuando, en realidad, su mortalidad ha resultado ser muy elevada una vez operativos.

Los estudios de impacto previos a la construcción se han hecho midiendo los parámetros del parque eólico, que suele tener más de 20 turbinas.

Los resultados de la investigación demuestran que la cifra de mortalidad de aves y su distribución varía mucho entre turbinas contiguas, ya que las corrientes de viento y la orografía de la zona determinan el comportamiento de las aves.

La tasa de rapaces estrelladas contra las turbinas ha sido la más alta de las registradas, siendo el buitre leonado el que ha sufrido un mayor número de víctimas, con un 23% de las muertes.

Los investigadores proponen que la evaluación y la autorización para el emplazamiento de los futuros parques eólicos se base en el análisis de los parámetros de cada aerogenerador de forma individual y no en el conjunto del parque.

Además, sugieren el uso de tecnologías como las simulaciones previas en túneles de viento, que permitan incrementar la calidad de las estimaciones de riesgo, para poder así compatibilizar la generación de energía no contaminante y la conservación de la biodiversidad.

Te puede interesar