Tecnología

El SEO, determinante en cualquier negocio

Tecnología

POSICIONAMIENTO WEB

El SEO, determinante en cualquier negocio

1993

¿Tienes un negocio en la red y quieres llevarlo al siguiente nivel? Si es así, seguramente sea una idea empezar a familiarizarse con unas siglas que pueden marcar el devenir de tu proyecto si se realiza de manera óptima y adecuada. El SEO es la gasolina de cualquier web, las alas con las que echará a volar cualquier página que busque visitas, clientes y ventas.

A la hora de lanzar un proyecto web es importante saber en manos de quién te pones para que pueda funcionar de manera brillante. Rodearse de una buena agencia de marketing digital en Madrid con la que planear un plan de acción que a la larga sea satisfactorio es determinante como también lo es aprovechar la experiencia de una agencia de SEO para que toda la optimización del negocio en la red sea conveniente. Si tienes un negocio físico y deseas trasladarlo al mundo online, el SEO es la pieza clave, aunque antes deberás encargarte de otras cuestiones.

Dominio y alojamiento web para empezar

Para comenzar, tienes que distinguir entre disponer ya de un negocio físico o tener que crearlo. En el primero de los casos la ventaja es que además del nombre, también dispondrás del producto para vender. En el segundo, habrá que pensar un nicho de mercado, si no lo tienes ya seleccionado, y buscar un proveedor que te abastezca con el producto a vender. Lo que está claro es que en ambos casos hará falta comprar un dominio y un alojamiento web para que tu proyecto cobre vida en la red. Un dominio, que es la dirección a la que entrarán tus clientes, cuesta aproximadamente unos 10 euros al año, según la empresa en la que lo registres. Por su parte, existen hostings bastante económicos que van desde los 5 euros mensuales hasta otros planes que, para comenzar, no te harán falta.

Una vez con el dominio y el alojamiento adquirido, es momento de crear la página web. Existen tutoriales en los que se enseña cómo crearla desde cero y con diferentes gestores de contenidos. Uno, si no el que más, de los más veteranos y exitosos es WordPress. Cuenta con una interfaz bastante intuitiva y que con un algo de estudio y práctica cualquier usuario puede dominar en su sentido más básico. En cualquier caso, si el hecho de montar un sitio te parece imposible, siempre puedes adquirir un servicio en el que algún profesional puede ayudarte en la a veces difícil misión de comenzar en la nube.

El SEO es la senda hacia el éxito

Una vez tengas tu web lista, llega el momento de darla a conocer. Como sabrás, vivimos en un mundo en el que las redes sociales no faltan en los dispositivos móviles de nadie, así que una buena vía para aparecer y recibir tráfico puede ser Facebook, Twitter o Instagram. Estas RRSS pueden traerte visitas a corto plazo y siempre que detrás exista alguna publicación. Sin embargo, en un negocio que depende de las ventas es importante también el largo plazo y es ahí donde emerge el SEO. La optimización en buscadores va a permitir que tu web aparezca en los primeros resultados de Google siempre y cuando exista un magnífico trabajo de pico y pala detrás, de esos que sólo una agencia de marketing digital puede ofrecer a sus clientes. Esta es en muchos casos la solución a tener o no tener ventas en tu negocio.

Lo que consigue el SEO y lo que premia Google es disponer de una web que, muy en resumidas cuentas, guste al usuario que la visita. Para ello, además de tener un aspecto bonito, debe tener una velocidad de carga rápida, unos productos con sus respectivas descripciones claras, un código en su plantilla limpio, que no haga que cualquier potencial cliente se marche a las primeras de cambio porque falla; tampoco puede faltar una buena selección de palabras clave ni una estrategia de linkbuilding perfecto para aparecer en los primeros puestos del buscador. El contenido original y de calidad unido a un buen manejo de los principales canales de comunicación actuales puede ser el cóctel definitivo para que ese negocio llegue a buen puerto. Invertir en SEO, en profesionales y en expertos, es siempre un acierto.

Más en Tecnología