La Región

Consejos e ideas para organizar una fiesta de cumpleaños sorpresa

Siempre resulta divertido preparar una fiesta sorpresa para un amigo o familiar, y la mejor parte es mantener la planificación en secreto. Si estás pensando en sorprender a alguien por su cumpleaños, hoy vamos a dar algunos consejos e ideas que te pueden resultar útiles para tener la mejor fiesta y que el cumpleañero se lleva la mayor de las sorpresas.

Consejos e ideas para organizar una fiesta de cumpleaños sorpresa

Lo primero será pensar en qué tipo de fiesta sorpresa quiere organizar, si buscas una fiesta relacionada con algún pasatiempo del cumpleañero, teniendo en cuenta todos sus gustos y su personalidad, si vas a hacer una fiesta temática, etc. En este sentido, puedes hacer una fiesta sorpresa en casa, pidiendo ayuda a alguien para que mantenga al cumpleañero entretenido mientras se pone todo en marcha. También puedes organizarla al aire libre si tienes la ocasión. Una vez que se tiene claro qué tipo de fiesta se va a hacer, la preparación es el siguiente paso. Para ello, hay que tener en consideración una serie de factores:

La decoración de la fiesta: mientras alguien tiene distraído al cumpleañero, puedes pedir a algunos amigos que te ayuden. Trata de elegir decoraciones que incluyan sus colores favoritos, o que tengan que ver con la temática que hayas elegido para la fiesta. En un cumpleaños, no pueden faltar elementos como globos, velas, centros de mesa, serpentinas, etc.

La comida: en una fiesta no puede faltar la comida. Algunas ideas son las siguientes:

-   Elegir la tarta de cumpleaños: puedes hacerlo tú mismo, o puedes encargar una tarta especial, por ejemplo.

-   Elegir bocadillos que sean fáciles de preparar.

-   Pensar en las comidas favoritas de la persona que cumple años.

-   Averiguar si alguno de los invitados tiene alguna alergia para planificar un menú pensando en ello.

-   Ofrecer opciones también veganas o light.

-   Preparar una Candy Bar: se trata de una mesa para los más golosos. Las famosas mesas dulces están muy de moda en todo tipo de celebraciones, como bodas, comuniones, bautizos, y también es una opción cada vez más utilizada para los cumpleaños. Puedes hacer una mesa en un rincón exclusivamente para dulces, e incluir caramelos, cupcakes, gominolas, etc.

Las bebidas: es necesario elegir las bebidas que sean más apropiadas para la ocasión. Dependiendo de quién sea el cumpleañero, deberás tener una variedad de bebidas de las que todos puedan disfrutar.

-   Puedes poner una barra o contratar a un barman si la mayoría de los invitados son adultos. Es una opción más cara, pero te liberará de la función de servir bebidas toda la noche.

-   Incluir ponches de alcohol, como de ron, caipirinha, o Prosecco, por ejemplo. Además, la cerveza y el vino no pueden faltar en una fiesta de este tipo.

-   Si los invitados son niños, entonces hay que ofrecer bebidas sin azúcar, además de refrescos y agua, que tampoco pueden faltar en una fiesta de adultos.

La música: una fiesta sin música no es una fiesta. En este caso, elegir la música que pueda gustar al cumpleañero, y que sea interesante para todos los invitados.

Invitar a los amigos: en una fiesta sorpresa, lo ideal es invitar a los amigos más cercanos del cumpleañero, sobre todo si se trata de una fiesta de cumpleaños íntima. Para ello, debes mantener una lista de invitados pequeña, de modo que será más fácil preparar la comida para todos y limpiar después. Además, puedes pedir a los invitados que lleven un regalo para el cumpleañero, o algo que pueda ayudar a preparar la fiesta, como la comida o las bebidas, por ejemplo.

lr2

Revisar todo antes de que el cumpleañero llegue: hacer una lista para poder revisar todo antes de que llegue la persona que cumple años. En este sentido, deberás asegurarte de que los coches de los invitados están aparcados lejos, de que todos sepan y tengan claro que se trata de una fiesta sorpresa, para que no hablen de ella. También debes pensar en tener las luces apagadas si es por la noche y no debe haber nadie en la casa, así como de tener toda la comida, la bebida y la decoración listas para la ocasión.

Hacer un plan de distracción: en una fiesta sorpresa, vas a necesitar tener un plan para que el cumpleañero llegue a la casa en el momento adecuado. Para ello, puedes pedir a un amigo que le distraiga mientras se organiza toda la fiesta. También puedes pedir que te haga algún recado o favor que sabes que hará, o que te ayude a preparar la fiesta sorpresa para otra persona, de modo que recibirá una mayor sorpresa luego.

Consejos clave: para que la fiesta sorpresa sea memorable y divertida, puedes tener en cuenta, además, una serie de cosas en las que podrías no haber pensado durante la planificación:

-   Debes estar seguro de que el cumpleañero no tiene ningún plan durante las horas en las que quieres organizar la fiesta.

-   Lo mejor, es que la fiesta sorpresa tenga lugar un par de días antes o después de su cumpleaños, para que la sorpresa sea mayor y no se lo espere.

-   Invitar a personas que quieran ayudar en la organización de la fiesta.

lr3

Organizar una fiesta sorpresa para alguien no es tan complicado como parece. Tan solo hay que tener en cuenta todos estos detalles para que no falte la diversión, de modo que la planificación es muy importante para que todo salga bien y la persona que cumple años se lleve una gran sorpresa. La organización y el esfuerzo será lo que el cumpleañero tendrá en mente y seguro que te lo agradecerá.