La Región

LOS VALDEORRESES CALIFICAN DE AGRAVIO EL DESIGUAL TRATO DE FOMENTO PESE A SUS CONTINUAS DEMANDAS

La comarca pide las mejoras en la N-536 que ya logró León

El reciente inicio del asfaltado en el tramo leonés de la carretera N-536 reavivó la reivindicación de la mejora de esta carretera, que comunica O Barco con Sobradelo (Carballeda), en el tramo de Valdeorras. Los ourensanos que usan a diario esta vía de comunicación se quejan del escaso eco que sus peticiones encuentran en la Demarcación de Carreteras de Galicia, mejoras que sí acomete la de Castilla-León. Recuerdan que empresarios, alcaldes y diputados gallegos solicitaron hace meses unas obras que el Ministerio de Fomento no acaba de confirmar.
La comarca pide las mejoras en la N-536 que ya logró León
'En El Puente de Domingo Flórez asfaltaron todo el pueblo. Llevan una semana trabajando. Están echando asfalto en todos los tramos hasta Ponferrada. Se trata de un bacheado para mejorar el trayecto', confirmaron fuentes municipales del vecino concello leonés.

En La Cabrera también hay canteras de pizarra y por la N-536 circulan la práctica totalidad de los turismos y transportes pesados del sector de la provincia vecina, lo mismo que sucede en el tramo ourensano de esta infraestructura. Se cuentan por centenares los vehículos que la recorren todos los días laborables, un tráfico muy elevado que lleva a los conductores a mostrar su preocupación ante el mal estado del trazado valdeorrés. 'É unha vergonza que asfalten a carretera de León e non a de aquí. O tramo leonés está ben, non ten baches, e o de aquí cada vez ten máis', protestó Joaquín Tato Vidal, presidente de Conductores Asociados de Valdeorras (Coasva).


BACHEO

A principios de 2013, el Ministerio de Fomento realizó trabajos de bacheo entre Sobradelo y O Barco. Sin embargo, éstos apenas se limitaron a cubrir las zonas en peor de estado, aprovechando un programa de actuaciones que, con un presupuesto de 391.000 euros, el departamento de Ana Pastor aprobó para paliar los daños causados por el gran incendio forestal de 2012. Medio año después de que finalizasen los trabajos, el deterioro vuelve a ser palpable. 'Quitaron as grietas, pero xa volve estar igual. Agora hai máis baches que antes', dijo el portavoz de los chóferes.

La carretera N-536 no es la única que presenta un firme con acusado deterioro. También la principal vía de comunicación de Valdeorras con Ourense y Castillla-León, la N-120, tiene varios tramos en muy malas condiciones, unas deficiencias que causan no pocas averías en los vehículos, como aseguraron los transportistas. Las deficientes vías de comunicación de la comarca fueron puestas sobre la mesa en la reunión que los empresarios de Aeva (Asociación Empresarial de Valdeorras) mantuvieron con seis alcaldes valdeorreses. A la cita, que se desarrolló el pasado mes de junio, también asistieron el presidente de la Comisión de Fomento del Congreso, Celso Delgado, y los diputados Moisés Blanco (PP) y Carmen Acuña (PSOE).

El encuentro tuvo como escenario la barquense Casa Río Cigüeño y en ella también reclamaron acelerar el inicio de la construcción de la autovía A-76, que comunicará Ponferrada con Ourense. Además, los asistentes acordaron reivindicar el asfaltado de las carreteras N-120 y N-536 'con carácter urgente', con miras a que las obras pudiesen comenzar antes del invierno que se avecina para que unas condiciones meteorológicas adversas no sean un impedimento a la hora de ejecutar los trabajos.

Sin embargo, pasan las semanas y la comunicación del inicio de los trabajos no llega a la Asociación Empresarial de Valdeorras (Aeva). Así lo confirmó ayer el colectivo que preside Javier Rodríguez Paradelo, también descontento con el estado de la calzada en la N-536.