Valdeorras

El Concello de Vilamartín remodelará su área recreativa

Valdeorras

El Concello de Vilamartín remodelará su área recreativa

Carretera del área recreativa de O Bañadoiro.
photo_cameraCarretera del área recreativa de O Bañadoiro.
Mejorará la imagen del municipio de cara a los peregrinos que recorren el Camiño de Inverno

Los planes del equipo de gobierno de Vilamartín de Valdeorras contemplan una remodelación integral del área recreativa de O Bañadoiro. Uno de los factores que jugaron un papel determinante a la hora de acometer el proyecto que persigue su alcalde, Enrique Álvarez Barreiro, es el trazado del Camiño de Inverno. Los peregrinos acceden a esta localidad por la zona verde, donde tienen a su disposición un albergue de 44 plazas si tienen intención de pernoctar.

En estos momentos, el equipo de gobierno vilamartinés trabaja en la redacción de una memoria, para su remisión a la Confederación Hidrográfica do Miño-Sil, pues la zona verde de la localidad está ubicada en la margen derecha del río Sil. En un principio, a los técnicos del organismo responsable de la cuenca no parece disgustarles los planes municipales. Sin embargo, este visto bueno no será real hasta su plasmación en un documento.

En tanto no finalice la redacción del proyecto no se conocerá el coste de la ejecución. No obstante, sí hay alguna que otra estimación, como la del regidor, que prevé una cantidad muy importante, que cuantificó en torno al millón de euros. Para financiarlo, el Concello buscará la colaboración de otras administraciones, pero también de los recursos propios, pues planea emplear una parte del remanente que tiene a su disposición, una vez saldada la importante deuda que arrastraban las arcas municipales. La cuantía restante será destinada al arreglo de carreteras.

Los cambios que manejan los técnicos para el Bañadoiro supondrán una renovación total de este espacio verde. A ello contribuirá el traslado de la carretera que, actualmente, está ubicada a la orilla del cauce fluvial.

Su trazado será modificado y llevado a la zona que está por encima del campo de fútbol, según indicó el alcalde. Esta medida alejará a los vehículos del eje de la zona recreativa.

El proyecto también refleja la construcción de una pista de bicicletas así como un paseo peatonal. Además, contará con una cancha de fútbol 7, pista de tenis y un "skatepark". La reforma no se quedará en el exterior de las instalaciones municipales. Las piscinas también acusarán un cambio superlativo. Los técnicos ultiman el diseño de un vaso circular y la colocación de dos grandes toboganes.

El alcalde vilamartinés, Enrique Álvarez, apuesta por la ejecución de este proyecto como una medida para impulsar la llegada de visitantes. "La idea es bonita, pues permitiría poner en valor la zona, pero dependemos de la Confederación Hidrográfica do Miño-Sil", comentó.

Más en Valdeorras