LUCHA ANTIDROGA

Cultivaban marihuana en una casa de turismo rural de O Bolo

El laboratorio de los tres turcos detenidos, en O Bolo, guardaba un centenar de kilos de droga

A los tres ciudadanos turcos,  Mikael G., 45 años; Mehmet E., de 44, y Dogan E., de 22, detenidos por la Policía Nacional en una operación antidroga en As Ermitas (O Bolo) les fueron intervenidas 2.642 plantas de marihuana que estaban en crecimiento, que arrojaron un peso total de más de 71 kilos. Los agentes, además, decomisaron otros 35 kilos de cogollos, que estaban en proceso de secado para supuestamente distribuirlos en  el mercado.

Los tres detenidos tenían la droga en una antigua casa de turismo rural de la citada localidad, que, tras alquilarla, la  adaptaron en un "laboratorio indoor", que diseñaron para producir marihuana en cualquier época del año. Esto supuso instalar lamparas que generaran calor, sistemas de ventilación, sistemas de riego, filtros de carbono para eliminar olores, entre otros mecanismos para facilitar el crecimiento, cultivo y envasado de la droga. El sistema de producción requería un alto consumo eléctrico, pero los detenidos realizaron una conexión ilegal a la red, por lo que también se le atribuye un delito de defraudación de fluido eléctrico.

Los agentes del Grupo de Estupefacientes de la Comisaría de Ourense estaban siguiendo los pasos de los detenidos desde mayo del 2018 cuando tuvieron conocimiento de que uno de ellos, Mehmet E., estaba buscando un lugar apropiado para expandir su negocio portugués de producción de marihuana.

Los tres detenidos tienen antecedentes por tráfico de sustancias estupefacientes en el país vecino, donde la Policía lusa busca a otros dos cómplices, uno que hacía de electricista y otro de fontanero en las instalaciones de As Ermitas. 


Pioneros en idear sistemas para producir la droga


Los tres detenidos implantaron en Portugal sistemas pioneros de producción de marihuana.  Según pudo saber este periódico, sus métodos, que trajeron desde Turquía, fueron adquiridos por ciudadanos chinos, entre ellos los detenidos en octubre del 2017 al intervenirles una plantación en una nave que estaba inactiva en el Polígono  de San Cibrao. 

Te puede interesar
Más en Valdeorras