Imprimir

Acusa a su exmarido de intentar asesinarla en Piñor: trató de cortarle las orejas

M. Sánchez | 20 de febrero de 2020

El inculpado, cuando pasó a disposición judicial en agosto de 2018.
El inculpado, cuando pasó a disposición judicial en agosto de 2018.
La defensa lo reduce a unas lesiones por un forcejeo en el lugar de trabajo

Teófilo S.C., de 48 años, será acusado por su exmujer de intentar asesinarla el 9 de agosto de 2018 en un aserradero de Piñor, en donde ambos trabajaban. El procesado es de origen dominicano, según la versión de la denunciante, intentó cortarle las orejas. En ocasiones anteriores, el investigado , que ya no convivía con la denunciante desde hacía tiempo, ya la había amenazado con la misma acción si la veía con otro hombre.

En la declaración indagatoria de ayer en el Juzgado mixto 2 de Carballiño, el inculpado compareció por videoconferencia desde la cárcel para aquilatar los cargos que pesan contra él en tanto que la instrucción del sumario llega a su fin. Su intervención fue mínima ya que se limitó a decir que no compartía el contenido del auto de procesamiento, en donde se recoge el relato de hechos por parte de la jueza instructora, quien le imputa una tentativa de homicidio y también un delito de maltrato psicológico continuado.

Según precisó su abogado, Carlos Varela, no intentó matar a su exmujer sino que "hubo unas lesiones producto de un forcejeo en el curso de una discusión, pero su intención no era causarle daño y atentar contra su vida".

Pero la tesis de la fiscalía y la acusación particular es otra bien distinta. La letrada de la víctima, Ángeles Bernández, asegura que la denunciante hubiera muerto desangrada si una compañera de trabajo no hubiera escuchado sus gritos de auxilio. La víctima, asegura la abogada, resultó lesionada en un ojo, tras un primer golpe muy fuerte en la cara que provocó su caída, y posteriormente en los brazos con una especie de cuchillo, utilizado en la factoría, al tratar de protegerse para que no le cortase las orejas. "Se desangró y su vida corrió peligro", asegura. Sus propios compañeros tuvieron que practicarle un torniquete.

Consta en la instrucción sumarial que la enfermera que iba en el helicóptero del 112 que la trasladó al Complexo Hospitalario Universitario de Ourense declaró que en el sangrado era muy importante y que de no haberlo cortado hubiera corrido peligro su vida.

Lesiones versus homicidio

Precisamente, el recurso presentado por esta abogada ante la Audiencia de Ourense le permitirá acusar por tentativa de asesinato en tanto que la acusación pública y la fiscalía apreciaban lesiones graves al no estar considerados los brazos como órgano vital. Pero la sala dio oxígeno a la tesis de la acusación particular al tener en cuenta las características del arma blanca empleada en el ataque -con 32,8 centímetros de longitud-, con usos industriales. Un testigo declaró que el inculpado, el día de los hechos, le encargó que la afilase.

Y, aunque el tribunal razona que las heridas no fueron causadas en una zona vital, destacan el profundo corte en el brazo por el que tuvo que ser intervenida de urgencia en el CHUO.

La instrucción sumarial llega ahora a su fin -solo falta un último informe forense de la víctima- para a continuación presentar las partes los escritos de acusación y defensa. El asunto será juzgado en la Audiencia provincial.

Puede ver este artículo en la siguitente dirección https://www.laregion.es/articulo/ourense/acusa-exmarido-intentar-asesinarla-trato-cortarle-orejas/20200219225603926823.html


© 2020 La Región

© La Región S.A.

Contenidos con licencia Creative Commons