Imprimir

El Entroido reaviva la lucha por ser Patrimonio Inmaterial

Elisabet Fernández | 05 de marzo de 2020

Cigarrones de Verín, presente y futuro de la tradición en esta villa del triángulo mágico (XESÚS FARIÑAS).
Cigarrones de Verín, presente y futuro de la tradición en esta villa del triángulo mágico (XESÚS FARIÑAS).
La Diputación señala que sigue trabajando en la propuesta para impulsar este emblema de la provincia

No es pretencioso pensar que el Entroido de Ourense merece ser Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad, un reto impulsado hace años que merece la pena rescatar. Las justificaciones empiezanpor el nombre propio: Entroido y no carnaval. Barranquilla, Basilea, el Nijemo Kolo, una danza silenciosa del interior de Dalmacia,  los cortejos por las casas y máscaras de carnaval en los pueblos de l Hlinecko, en Chequia: hasta una veintena de carnavales que forman parte de la Lista Representativa del Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad. Los últimos en despertar son nuestros vecinos lusos: el carnaval de la aldea de Podence que festeja el fin del invierno está en el listado desde el año pasado. Los portugueses tienen "caretos", personajes con máscaras tradicionales que bailan alrededor de las mujeres contoneándose al son de los cencerros. Aquí tenemos pantallas, cigarróns, peliqueiros, boteiros, felos, mázcaras, troteiros, vergalleiros y un largo etcétera que no acaba porque las aldeas ourensanas están recuperando sus Entroidos. La UNESCO le llama a esta declaración "patrimonio vivo". La resaca entroideira de la provincia es la mejor prueba de que aquí está más vivo que nunca.


Una propuesta “activa"


"Seguimos traballando no tema", asegura el presidente de la Diputación de Ourense, Manuel Baltar. Precisamente hace tres años, durante la presentación del programa de Entroidos, Baltar anunció la propuesta de que el Entroido de Ourense fuese declarado Patrimonio Cultural Inmaterial, junto a entroidos de otras regiones de España y el Norte de Portugal. "Encaixa perfectamente con esta definición, como representante da cultura dun pobo, que pasa de xeracións a xeracións e que forma parte da súa alma", subraya el presidente provincial, que destaca esta fiesta como "referente cultural e etnográfico e unha das nosas fortalezas".

Elvira Lama, alcaldesa de Xinzo, considera la candidatura "interesante". Precisamente la Pantalla se hizo universal hace un año, cuando el Entroido fue declarado como de interés internacional. "Pode darlle un pulo, o entroido é patrimonio cultural e ademais debemos protexelo. A asociación da Pantalla está facendo un traballo moi importante, xa hai creadas unidades didácticas", dice la regidora.


Los retos


Lama pone también el foco en el punto de los retos si el Entroido se convirtiese en Patrimonio Cultural Inmaterial: "Coa repercusión mediática que tería, necesitaríanse máis medidas de control, máis servizos, limpeza, espacios e protección".


“É ancestral"


Jesús Blanco, alcalde de Laza, otro de los Entroidos del triángulo mágico, opina que la propuesta ha de mirarse "con detemento. Parece que está moi ben, pero hai que pensar no entorno de Laza, máis aló do Entroido. Ao mellor non temos infraestrutura se se produce unha declaración deste tipo, pero todos os recoñecementos son bos. O entroido é unha cultura inmaterial importante, o de Laza foi o que subsistiu sempre. É ancestral".

Aquella idea de poner en valor el Entroido como "patrimonio vivo" ante el resto del mundo merece ser recuperada. Hay predisposición, toca esperar más movimientos de las administraciones públicas. 


Xinzo, un referente "internacional"


Seis años de trabajo por convertir a Xinzo en Entroido internacional dieron sus frutos el año pasado. La villa limiana hizo historia al convertirse en la primera de toda Galicia en obtener, para su Entroido, el distintivo de Fiesta de Interés Turístico Internacional Xinzo también es la primera localidad de la provincia que recibe un reconocimiento de tal importancia. Desde la "internacionalidad", la villa limiana ha vivido las consecuencias: más turismo, pero las mismas plazas hoteleras. Los establecimientos se llenan y dejan fuera centenares de reservas que no pueden atender. Ser "universal" requiere retos, pero Xinzo puede ser un buen "laboratorio" de cara a la lucha por el Patrimonio Inmaterial.

Puede ver este artículo en la siguitente dirección https://www.laregion.es/articulo/ourense/entroido-reaviva-lucha-ser-patrimonio-inmaterial/20200304232244931150.html


© 2020 La Región

© La Región S.A.

Contenidos con licencia Creative Commons