Imprimir

Haber estudiado medicina

Javier Rey |

Javier Rey | 12 de diciembre de 2014

En los días malos que uno tiene como becario de un periódico, a la mente siempre acaban viniendo imágenes de cómo sería tu vida si hubieses hecho caso a los consejos de algún familiar y hubieses estudiado Medicina. Cuenta corriente saneada, sólido futuro laboral... las comparaciones son odiosas. Desgraciadamente, llegado al punto culminante de la fantasía, mientras me planteo si este año iré a un festival en EEUU u optaré por relajarme en el Caribe, siempre acabo pensando en las largas noches de estudio que precederían a llevar la bata blanca, a esas prácticas con cadáveres, a los recortes, a aguantar a los pacientes, las guardias... Bien pensado, el periodismo no está tan mal. Al menos sueles ganar al Trivial, no hay que madrugar e incluso, con un poco de suerte, puedes conseguir acreditaciones para conciertos.

Ayer fue un mal partido del COB. Derrota justa, de las que dejan poco terreno para el análisis. Las cuentas para clasificarse para la Copa estaban ahí, e incluso el tema de luchar por el ascenso había dejado de ser un tabú. Planes e ideas que ahora se tuercen un tanto, junto al gesto de los aficionados.

Pero el café de esta mañana puede alimentar otra reflexión. Está claro que se podrían haber hecho las cosas mejor, que hay jugadores que no encajan, que hay partidos que se han escapado. El COB podría ser líder, sí. Pero siendo realistas, y si echamos doce meses la vista atrás, la perspectiva cambia radicalmente. En el presente se vive bastante bien.

Puede ver este artículo en la siguitente dirección https://www.laregion.es/opinion/javier-rey/haber-estudiado-medicina/20141212084531510037.html


© 2020 La Región

© La Región S.A.

Contenidos con licencia Creative Commons