Opinión

Carácter

Opinión

Carácter

Cuenta mi amigo Manuel que siendo jugador del At. Ourense su entrenador, Silvio, le explicó como tenía que colocar su cuerpo y como golpear el balón para sacar un córner: "Además de ser un buen futbolista hay que parecerlo". Práctico a la vez que estético. 

No me atrevo a cuestionar la buena voluntad y  efectividad del consejo. Más dudas en cuanto al rango de su aplicación. Y transcribimos la columna que firma para AS el periodista C. Maranón: "Los centrales, para las grandes gestas los quiero serios, feos, carasucias cuyo rostro transmita que no se le escapa una. Sonríen porque ya no hay más remedio. Y ya al final". Así quiero yo a los pívots. Capaces de intimidar. "Este no es el lugar para el tipo de mentalidad débil, independiente de tu talento" (Isaiah Thomas) 

Es el salto cualitativo que le falta a un COB un tanto frágil en la adversidad: carácter. Mentalidad para "cerrar" un rebote que le está penalizando en demasía. En situación muy semejante a la del pasado sábado, el ex-jugador del COB, Roman Carbajo (2,08 y muy por encima de los 100 kilos) se lamentaba tras un mal partido ante el Breogán, de la excesivas críticas recibidas. Alzando yo la cabeza (1,69 metros), "Joder, Román, vasco y con tu envergadura, no eres capaz de hacerte valer ante gente que superas ampliamente en físico". Difícil ser el líder, pero no tanto hacerse respetar y defender la posición. Cuestión de carácter. No varía en mucho más este COB a otros anteriores.