Opinión

Galicia sigue olvidada

Opinión

Galicia sigue olvidada

No es una novedad, el dinero de los Presupuestos Generales del Estado llega con cuentagotas a nuestra tierra, la cantidad que se destina a Galicia es de 833 millones, inferior en términos relativos en 11,4 % a los últimos de 2018. La razón es siempre la misma: debido la ejecución de las obras del AVE, que por cierto debería haber llegado hace algo más de un quinquenio. Pese a todas las enmiendas, Galicia fue de las cinco comunidades autónomas que no variaron los datos que venían en los Presupuestos; me alegro de que algunas como Extremadura salgan beneficiadas. Por supuesto, como viene siendo habitual, el dinero se va hacia Cataluña, que obtiene un 48 %. Es la asignación más baja desde hace 15 años, siendo este año muy duro en especial para Ourense, Vigo y Lugo. Por la situación de Galicia, creo que es necesario que todos los diputados gallegos miren por sus votantes cuando voten y no por lo que les diga el partido.

Ourense no cuenta con el retorno hasta dentro de varios decenios de las 30 grandes centrales hidroeléctricas que están en manos de sociedades cuyo beneficio va a otras comunidades. Falta de inversiones en los tres sectores: rural, industrial y servicios, lo que conlleva que los jóvenes tengan que emigrar, y con un AVE que sería la entrada en Galicia, pero se queda en Ourense, suprimiendo además las comunicaciones tradicionales por ferrocarril a otros lugares. Vigo, con los astilleros casi sin trabajo; las conserveras en extinción; la pesca, antes un motor, cada día más pequeña por la reducción de cuotas, la última en el Gran Sol, cuando fue el primer puerto de nuestra comunidad y ahora con problemas. Lugo, después de apostar por Alcoa, traslada a Italia su producción con el argumento de la caída de la demanda, el incremento de las materias primas y con un dato que es real: el alto precio de la energía comparada con otros países.

Ourense tiene un gran problema demográfico, cada día está más envejecida y pierde población; ahí tampoco la Xunta la tiene en cuenta en sus Presupuestos. Cierto que tal como se publicaron, por habitante tenemos: Lugo, 4.352 euros; Ourense, 4.096; A Coruña, 3.281, y Pontevedra, 3.200. El dinero que llega a Ourense es de 1.261 millones de euros, la mitad que a Vigo y un tercio de A Coruña. Poco se puede hacer con los graves problemas que hay.

Te puede interesar