El Govern impulsa una ley para retirar la simbología franquista