FÚTBOL PROVINCIAL

El Verín olvida las penas

Con un solitario gol de Pablo García, el técnico Borja de Dompablo debutó con una victoria ante un Loñoá sin pegada

Pablo García, autor del gol de la victoria verinense, intenta irse con el balón ante Obaya (IVÁN DACAL).
Pablo García, autor del gol de la victoria verinense, intenta irse con el balón ante Obaya (IVÁN DACAL).
El Verín olvida las penas

El Verín inició un nuevo rumbo y superó por 0-1 al Loñoá en el debut del entrenador Borja de Dompablo. De esta manera se colocan a un punto de la segunda plaza de ascenso, luego de los empates de Nogueira y Allariz.

El flamante técnico verinense puso sobre el campo a varios juveniles que no desentonaron ante un rival que buscó prosperar por la banda con Miguel.

El interior local generó una buena acción personal, pero su posterior envío sobre el área no fue bien aprovechado por Atiza.

Los verinenses defendieron bien y buscó con balones largos sorprender de alguna manera a Álvaro.

El Loñoá estuvo más cerca de ponerse por delante en el marcador en una acción a balón parado. Pablo remató una falta, que tras impactar en el pecho de Jorge, le quedó en el rechace a Jimmy, pero culminó la acción con un disparo que se marchó fuera.

A un minuto para que acabara la primera parte, el Verín abrió la lata. El juvenil Chaves se fue por la banda derecha y su posterior centro fue controlado por Pablo García, que entrando por el segundo palo, resolvió con mucha frialdad.

En la segunda mitad, el Loñoá buscó por todas las vías posibles llegar a las inmediaciones de la portería bien defendida por Jorge, que realizó una tremenda parada al disparo del delantero Choco, el jugador más destacado en las filas del equipo de Alonso Méndez.


A la contra


En plena insistencia local, los verinenses optaron por sentenciar el encuentro a la contra, pero no terminaron en gol.

El conjunto verinense, que ayer vistió de azul, quiere olvidar una semana muy movida con la marcha de varios jugadores y centrarse de lleno en la pelea por el ascenso.