SERVICIOS SOCIALES

Cruz Roja busca voluntarios en Carballiño para atender a mayores solos

El programa está dirigido especialmente a aquellas personas que carecen de teleasistencia

Cruz Roja recurre a un mercadillo, que instala en la Praza Maior, para recaudar fondos.
Cruz Roja recurre a un mercadillo, que instala en la Praza Maior, para recaudar fondos.
Cruz Roja busca voluntarios en Carballiño para atender a mayores solos

La Asamblea Comarcal de Cruz Roja de Carballiño hace un llamamiento a la población porque necesita voluntarios para contactar con las personas mayores que viven solas con el fin de atender sus demandas o simplemente conversar con ellas. Se trata de uno de los programas mediante el que se realiza un seguimiento de aquellos vecinos que se enfrentan en el día a día con dificultades ya sea por su avanzada edad o por enfermedad. De esta forma, mediante una llamada telefónica se puede conocer su situación y si necesitan ayuda. Este programa incluye, también acompañarlos a las consultas médicas, a gestionar trámites o simplemente disfrutar de su compañía.

Para ese mismo colectivo, la agrupación local busca personal que pueda impartir talleres de manualidades, además de otros voluntarios para el apoyo escolar, con el fin de ayudar a los niños con los deberes, un día a la semana, de 17,30 a 19,00 horas.

TIEMPO LIBRE

La demanda es cada vez mayor y, aunque los voluntarios disponibles se encargan del desarrollo de los numerosos programas encaminados a mejorar las condiciones de vida de familias con bajos recursos, niños y personas mayores, a veces resulta difícil cubrir todas las actividades y los diferentes horarios.

En la actualidad, la asamblea comarcal cuenta con 170 personas que colaboran de manera altruista, pero la mayoría lo hacen en función de la disponibilidad de tiempo libre, por lo que en estos momentos se necesitan más voluntarios.

Por otra parte, además de los mayores y niños, Cruz Roja de Carballiño también dedica su esfuerzo a prestar atención a un total de 130 familias, prácticamente el doble que el pasado año, que eran 62. Las prestaciones que reciben son en forma de alimentos, vestuario, productos de higiene y también en determinados casos reciben ayudas económicas para pagar el recibo de la electricidad, alquiler o para la compra de medicamentos y gafas, entre otras necesidades.

El programa atiende a 120 personas

Contactar con las personas mayores que viven solas, para lo que se buscan ahora voluntarios, es una iniciativa paralela al servicio de teleasistencia, según manifestaba el presidente de la agrupación de Carballiño, Modesto Ogea. Se trata de realizar un seguimiento a aquellas personas que no disponen de un teléfono fijo, necesario para poder acogerse a la teleasistencia. Modesto Ogea anuncia también que está previsto impartir una charla informativa sobre las ventajas de la teleasistencia, ofreciendo una mayor seguridad a los usuarios y más tranquilidad a los familiares. En la actualidad, son 120 personas las que se han acogido a este programa para el que también se requiere mucho voluntariado con el fin de dar respuesta a las demandas del usuario y también para el mantenimiento de los aparatos.