EMPLEO

La empresa de eólicos creará 57 empleos en Carballiño tras su ampliación

Gestamp Wind Steel Galicia construirá una nueva nave en una parcela de 17.000 metros cuadrados

Instalaciones de la empresa GRI, en el parque empresarial de Carballiño.
Instalaciones de la empresa GRI, en el parque empresarial de Carballiño.
La empresa de eólicos creará 57 empleos en Carballiño tras su ampliación

La empresa de fabricación de torres eólicas Gestamp Wind Steel Galicia (GRI), ubicada en el parque empresarial de Carballiño, ampliará sus instalaciones con la construcción de una nueva nave para lo cual ha solicitado a la Administración autonómica una parcela de 17.000 metros cuadrados. GRI pretende reforzar en la factoría de Carballiño el proceso de fabricación de los aerogeneradores, estimando una inversión próxima a los cinco millones de euros. La Xunta, por su parte, ya ha dado el primer paso cara a la adjudicación de la parcela, declarando como "proyecto empresarial singular" dicha ampliación, lo que facilitará la tramitación de la concesión.

Se trata de la última parcela de grandes dimensiones que estaba disponible en el parque empresarial carballiñés, en donde quedan ahora sólo unas pocas y de reducida superficie pendientes de venta, por lo que las autoridades municipales declararon que "temos que empezar a pensar nunha ampliación do solo industrial".

GRI cuenta con aproximadamente 350 trabajadores, y la ampliación supondrá la creación de otros 57 puestos de trabajo. Por ese motivo, el Concello de Carballiño ya ha iniciado los trámites para concederle una bonificación de hasta un 95% del Impuesto de Construcciones y Obras (ICIO) para este proyecto de ampliación.

Cursos de formación

Según avanza el concejal de Promoción Económica, Adolfo Nogueira, el Concello tiene previsto promover cursos de formación para que tanto GRI como Dizmar (dedicada a la fabricación y montaje de grandes estructuras metálicas), que son las empresas más grandes de este parque, puedan contar con trabajadores especializados de la zona sin tener que recurrir a personal de fuera. "Canta máis xente formemos mellor, para que poidan acceder a un emprego os traballadores de aquí", matizaba Nogueira. Al respecto, señalaba que Dizmar tiene en proyecto incrementar la plantilla hasta rondar los 300 puestos y "non atopan soldadores e por iso teñen empregados de Portugal e Rumanía".

Por ese motivo, el Concello ha firmado un convenio con la Asociación de Empresarios del Área Industrial de Carballiño para la organización de un primer curso de formación de soldadores. Una empresa especializada ha realizado la selección de 20 alumnos, a través del servicio municipal de Orientación Laboral y también entre aspirantes que se han anotado directamente en Dizmar.

El curso, que está a punto de empezar, consta de una parte de iniciación y otra de perfeccionamiento de los trabajos relacionados con la soldadura, y está financiado en su totalidad por el Concello.

Adolfo Nogueira, a la vista de la ampliación de GRI, anunció que "seguiremos programando cursos para dar resposta á demanda das empresas da zona".

Adjudicación por 30 años prorrogables

La compañía GRI dispondrá del terreno pagando un canon anual por el uso de la parcela equivalente al 1,5 % del precio de venta durante los dos primeros años. Después, durante los dos años siguientes, tendrá que abonar anualmente el 2,5 % del precio de venta y, a partir del quinto año, el 3,5 %. La adjudicación en derecho de superficie se realiza por un plazo de 30 años prorrogables por otros 30. De comprarlo en los 10 primeros años, se le descontaría del precio el 40 % de lo pagado en canon y en los 6 primeros años el 50% del canon inicial.