REPORTAJE

Si su amor es portugués, le interesa este libro

El registrador de la propiedad de Verín y Viana escribe con su padre y su hermana la primera publicación que recoge todos los régimenes matrimoniales del mundo, fijándose en los romances entre el sur de Ourense y Portugal. 

Antonio Manuel Oliva Izquierdo y Antonio Manuel Oliva Rodríguez.
Antonio Manuel Oliva Izquierdo y Antonio Manuel Oliva Rodríguez.
Si su amor es portugués, le interesa este libro

Pongamos por caso que es usted vecino de Calvos de Randín y viernes 13 en el calendario. Viaja a la villa lusa de Montalegre para disfrutar de la conocida "Noite de Bruxas", donde un portugués le roba el corazón. Entre el espectáculo pirotécnico y la magia del castillo todo parece idílico y se casan. ¿A qué lado de la raia instalan el nidito de amor? La ubicación quizá les importe más después, cuando el romance se apaga. El primer libro del mundo que reúne los regímenes económico matrimoniales de todo el planeta puede serle útil y uno de los autores, el registrador de la propiedad de Verín y Viana do Bolo, Antonio Manuel Oliva Izquierdo, pensó en los romances  transfronterizos para dar luz a este texto jurídico, escrito en familia, que ha agotado 1.400 ejemplares en una semana.

"Dada la globalización de hoy en día y el movimiento de capitales y personas, especialmente en zonas fronterizas como en la que yo trabajo, pensamos que era un libro bastante útil para gente que se casa con personas de nacionalidades diferentes, para saber el régimen al que están sujetos. Hay ourensanos casados con portugueses que compran en España con arreglo a su régimen matrimonial, que no necesariamente tiene que ser legal, sino pactado", afirma este madrileño asentado en la villa del Támega desde hace tres años. 

“65 países para ti, 65 para papá"

Este éxito de ventas, que ilustra al ciudadano sobre el régimen matrimonial de Samoa o San Marino con la misma dedicación que el de Rusia o España, está escrito por compañeros de profesión que son familia. Antonio Manuel Oliva Izquierdo, el registrador de la propiedad de Verín-Viana do Bolo, se repartió los 194 estados con su hermana, Alexia Oliva Izquierdo, diplomático destinada en Bruselas; y su padre, Antonio Manuel Oliva Rodríguez, notario y registrador de la propiedad en Madrid. Embajadas, bibliotecas jurídicas e Internet resumían los fines de semana de la familia durante más de un año. "No descartamos continuar el tema, ya sea por separado o de nuevo juntos".

Si desconoce su régimen matrimonial o vuelve a enamorarse, quizá ahora de un samoano, este es el libro de su mesilla.