16 de los 92 concellos incumplen el plazo para fiscalizar sus cuentas

Aquellos que sigan sin presentar sus liquidaciones a final de año no podrán acceder a las líneas de ayudas de la Xunta

16 de los 92 concellos incumplen el plazo para fiscalizar sus cuentas

16 de los 92 concellos de la provincia escapan por el momento de la fiscalización del Consello de Contas, al no haber remitido todavía la información presupuestaria del  ejercicio de 2015, en la que deben detallar el resultado económico, el balance o el detalle de los ingresos y gastos, entre otros aspectos.

La legislación actual establece que los municipios deben aprobar la Cuenta General en pleno antes del 1 de octubre y enviarla al Consello de Contas para su verificación no más tarde de 15 de este mes, un plazo que una buena parte de los ayuntamientos exprimen al máximo, según se puede comprobar en la página web del Tribunal de Cuentas.

Varios de los concellos que no han cumplido con su obligación repiten respecto al año pasado por estas fechas. Se trata de Ourense, Verín, Xinzo de Limia, Trives, Celanova, Gomesende, Manzaneda, Melón, Nogueira de Ramuín y Os Blancos. A estos se suman A Teixeira, Beariz, Castro Caldelas, Chandrexa de Queixa, Rairiz de Veiga o Vilardevós.

Algunos de ellos, como el caso de la ciudad, por ejemplo, ya tienen avanzados algunos de los trámites que se deben realizar para enviar la documentación al Consello de Contas. Estos suponen la reunión de una comisión constituida dentro de cada Corporación, que debe dictaminar favorablemente el documento para que se pueda exponer al público durante quince días y aquellos que lo deseen puedan presentar sugerencias, alegaciones o reclamaciones a la información contenida en las cuentas. Posteriormente, el pleno debe aprobar por mayoría simple, quedando el expediente listo para enviarlo al organismo fiscalizador.

Consecuencias

La fiscalización de las cuentas municipales se ha ido endureciendo desde el inicio de la actual década, cuando los municipios incumplidores eran más, según se desprende de los informes elaborados por el Consello de Contas.

Por ejemplo, en el envío de las cuentas de 2010, cinco ayuntamientos de la provincia tuvieron "defectos graves" en el procedimiento de fiscalización de sus cuentas, mientras que en el 2014, únicamente se dio esta situación en el Concello de Riós, al no constar la aprobación en pleno del documento, según indica el Consello de Contas.

Los concellos están obligados a enviar sus cuentas, como máximo antes de finalizar el año, si no quieren correr el riesgo de quedar excluidos de las convocatorias de subvenciones que abra la Xunta. Además se exponen a que el Ministerio de Hacienda pueda retener determinadas cantidades de financiación. La situación más complicada la tiene el Concello de Verín, que tampoco ha remitido la información contable del ejercicio de 2014, el único de la provincia que no lo ha hecho.

Resto de galicia

En el resto de la Comunidad, hay 56 ayuntamientos que se han excedido del plazo marcado por la legislación, según el Tribunal de Cuentas. Por provincias, 22 son de A Coruña, 15 de Lugo y 19 de Pontevedra. Por lo que respecta a las siete ciudades de Galicia, además de Ourense no han tramitado aún toda la documentación los municipios de A Coruña, Ferrol y Lugo.