FORO LA REGIÓN

Perfecto Conde: "Oubiña presentó más de una querella contra mí, las fue perdiendo todas"

El periodista gallego Perfecto Conde acaba de reeditar su libro "Conexión gallega, del tabaco a la cocaína" y esta tarde, en el Foro La Región, el investigador desgranará un negocio en el que hay nuevos personajes

Perfecto Conde.
Perfecto Conde.
Perfecto Conde: "Oubiña presentó más de una querella contra mí, las fue perdiendo todas"

El periodista gallego Perfecto Conde acaba de reeditar su libro "Conexión gallega, del tabaco a la cocaína", publicado por primera vez en 1991, descatalogado durante años y por el que un vendedor americano llegó a pedir 11.000 euros. En el Foro La Región, a las 20,15 horas en el Marcos Valcárcel, el investigador desgranará un negocio en el que hay nuevos personajes. "La oportunidad era la adecuada porque el tema ha resucitado con la emisión de "Fariña", dice. 

¿Admite que el boom de “Fariña" ha reeditado su libro?

Sí. Pero hay otra razón. En las ofertas de segunda mano llegó a verderse por 500 euros, incluso un vendedor de EE.UU pedía 11.000.

¿Se reivindica como pionero en la investigación del narcotráfico?

No, pero algo de pionero tiene el libro porque fue publicado en el 91 y están todos los personajes que salen en "Fariña", como es lógico. Hay personajes nuevos hoy y es lo que echo de menos en todo lo que se está publicando, incluso en el libro de Carretero. Creo que el narcotráfico está pidiendo que salga una investigación a fondo y actual.

¿No se anima?

Me coge muy viejo, la investigación periodística es muy cara y hay gente joven con más herramientas.

¿Era más fácil hablar e investigar del narcotráfico en Galicia en los 90? Resulta paradójico, estando activa la Nécora, por ejemplo.

Algo más fácil. Los personajes de  la época conservaban un romanticismo antiguo, provenían del tabaco. Incluso podías hablar con ellos, yo lo hice, no con todos. Y nunca me pasó nada. Me presentaban querellas, me parece respetable.

¿Quiénes eran los querellantes?

Laureano Oubiña presentó mas de una contra mí y las fue perdiendo todas. Me reuní con él alguna vez porque era amigo de Joaquín Ruiz Jiménez, uno de sus abogados. Comí con él en A Coruña. Me da la impresión de que el que investigue ahora la conexión gallega con el narcotráfico es más peligroso, está más penetrado por los colombianos, que tienen una larga tradición de arreglar las cosas bajo el "Plata o Plomo" de Escobar. 

¿La relación de los narcos gallegos y colombianos nació en la cárcel o hubo contactos previos?

Había antes, pero la cárcel fue muy importante. La coincidencia en la antigua prisión de Carabanchel entre Sito Miñanco y varios más fue fundamental. Hubo una década en la que esta cárcel se convirtió en la universidad del narcotráfico, porque allí pasan dos grandes catedráticos en la materia: Jorge Luis Ochoa y Gilberto Orejuela.

¿Política y narcotráfico siguen yendo de la mano en España?

Indudablemente sí. El narcotráfico mueve tal cantidad de intereses y de dinero que a veces supera a los presupuestos de los gobiernos. Siempre forma de aportaciones para campañas electorales o desarrollo de partidos. Está en mi libro y sigue siendo así.

¿Pondría nombres de políticos actuales?

No, si tuviera pruebas escribiría otro libro.

Sí dice que hay personajes nuevos en el narcotráfico gallego que deberían investigarse.

La familia de los Lulús o los que se empiezan a llamar de las Rías Altas, de la costa de A Coruña, de la de Lugo... Me da la impresión de que hay personajes que todavía no sabemos quién son y que el nuevo mapa está en esa zona. 

¿En Ourense hay conexiones?

Sí, pero muy pequeñas. El narcotráfico es como la Coca-Cola, una multinacional muy poderosa.

¿De qué habló con Oubiña en esa comida?

Me negaba que estuviera metido en cualquier cosa que no fuera el tabaco. No tengo mala memoria de él como persona, era campechano. Lo comprendo. No me iba a contar sus secretos y yo tampoco los querría para guardar, los iba a publicar.