ATLETISMO

La última alegría del 2017 de Fernández

El ourensano Alejandro Fernández ganó la San Silvestre de Castrelo de Miño con 20:25 minutos, por delante de Rubén Diz

Doce corredores del Burgas Atletismo antes de la salida de la San Silvestre de Castrelo de Miño (Foto: Martiño Pinal).
Doce corredores del Burgas Atletismo antes de la salida de la San Silvestre de Castrelo de Miño (Foto: Martiño Pinal).
La última alegría del 2017 de Fernández

No hubo mejor final de año para Alejandro Fernández. Fue profeta en su tierra en una San Martiño de reivindicación tras la lesión en el talón de Aquiles y confirmó su buen estado de forma en la San Silvestre de Castrelo de Miño. El ourensano logró llegar a la meta con un tiempo de 20 minutos y 25 segundos. Un ritmo por kilómetro que Rubén Diz aguantó pero no pudo superar en los metros finales.

 El ganador del premio +Deporte al Mejor Deportista Absoluto fue segundo y el tercer lugar de podio lo ocupó José Antonio Requejo. La prueba estuvo marcada por el ambiente festivo como es tradicional en una prueba que ya suma 19 ediciones. Más de 340 participantes se dieron cita por las calles de la localidad de O Ribeiro para despedir el año de la mejor manera posible, corriendo. 

Y sobre todo con la intención de ponerle un broche deportivo al año para empezar el 2018 como lo terminaron con salud deportiva. La misma que exterioriza cada año esta carrera en sus fotos.