FUEGO FORESTAL

Melón se vio afectado por tres fuegos en menos de 24 horas

Uno de ellos tuvo hasta "cuatro focos distintos", según aseguró la regidora, Cristina de Francisco

Los servicios de extinción en la zona incendiada.
Los servicios de extinción en la zona incendiada.
Melón se vio afectado por tres fuegos en menos de 24 horas

El municipio de Melón fue ayer epicentro de la actividad incendiaria en la provincia de Ourense. Hasta tres fuegos distintos se fueron desarrollando en el término municipal de Quins, entre la noche del miércoles y la tarde de ayer.

El primero de  los focos se producía a las 22,53 horas del miércoles en la propia población de Quins "con dos focos distintos", según reconocían desde la Consellería de Medio Rural en la tarde de ayer. Para sofocarlo fue necesaria la participación de dos agentes, siete brigadas y cinco  motobombas, que lograron extinguir el incendio a las 05,07 horas, después de que quedaran arrasadas un total de tres hectáreas de arbolado.

Unas horas más tarde, a las 09,30 horas, se iniciaba el segundo de los fuegos registrados ayer en esta parroquia ourensana. Dos agentes, siete brigadas, cuatro motobombas y dos helicópteros tomaron parte en las tareas de extinción en esta ocasión y lograron apagarlo a las 16,08 horas, después de que quedaran arrasadas otras 0,05 hectáreas de arbolado.


El tercero


Casi sin tiempo para recuperarse del susto del segundo incendio de la tarde se iniciaba el tercero, a las 16,44 horas, en la parroquia de Barcia, también en Quins. Al lugar del fuego tuvieron que acudir un agente, ocho brigadas, seis motobombas, un técnico y dos helicópteros, que dejaban estabilizado el incendio a  última hora de ayer tras quemarse un total de dos hectáreas, "en su mayor parte de monte raso", según subrayaron desde Medio Rural.

Cristina de Francisco, alcaldesa de Melón, reconoce que "es un auténtico problema", puesto que estos tres incendios de ayer no son los primeros que registra el municipio, uno de los puntos negros de la plaga de fuegos de cada verano en Galicia. La regidora no duda de que "son intencionados" y lo argumenta: "El de la mañana partía de nada menos que cuatro focos distintos".

De Francisco se encontraba en Santiago, haciendo gestiones en la Xunta de Galicia, cuando recibió la información de los incendios y no dudó en calificar a los autores de los fuegos de "terroristas; por mucho que intentamos desde el Concello limpiar y concienciar a la ciudadanía, parece que no hay manera de erradicarlo".

Reconoce De Francisco que "todos los años tenemos algún fuego; no sé lo que pasa pero no hay manera de controlarlo". Explica que "es muy difícil detenerlos porque no es fácil cogerlos con las manos en la masa, una persona con cerillas o un mechero en la mano puede estar, simplemente, fumando", explica la alcaldesa.

A los tres incendios registrados entre el miércoles y ayer en la comarca del Ribeiro se une el que al mediodía de ayer se producía en la comarca de Valdeorras. Arrancaba, en concreto, a las 13,48 horas en Vilamartín y al lugar acudían dos agentes, seis brigadas, dos motobombas y dos helicópteros que daban por extinguido el fuego a las 15,57 horas, después de que se quemaran 0,12 hectáreas.