INCENDIOS FORESTALES

Apagar un incendio de 30 hectáreas cuesta una media de 300.000 euros

La mayor parte del gasto lo ocasionan helicópteros y aviones, que cobran 4.000 y 6.000 euros, respectivamente, a la hora

Apagar un incendio de 30 hectáreas cuesta una media de 300.000 euros

Apagar un incendio que afecte a una superficie de entre 20 y 30 hectáreas supone un gasto de 300.000 euros, según los datos que manejan brigadistas de distintos distritos forestales. Los medios aéreos se llevan la mayor parte de este dinero.

Los aviones e hidroaviones con capacidad para trasportar entre 3.000 y 6.000 litros de agua cobran desde 5.500 hasta los 6.000 euros por hora de trabajo, mientras que los helicópteros tienen una tarifa de entre 4.000 y 4.500 euros, dependiendo de su capacidad. En un fuego que afecte a 30 hectáreas, según los datos facilitados durante este verano por Medio Rural, suelen trabajar una media de cuatro aviones y otros tantos helicópteros durante cuatro y cinco horas en las tareas de extinción. El helicóptero o avión de reconocimiento y trasmisiones cobra 2.000 euros.

La factura en medios aéreos se sitúa en una media de 155.000 euros. Esta cifra se incrementa si las llamas se acercan a bienes no forestales, dado que suelen acudir más medios aéreos, como sucedió este pasado verano en Trives, Cualedro, Oímbra, Entrimo y Avión, en los que llegaron a intervenir hasta 12 aeronaves a la vez.

Otros 145.000 euros, según los datos que manejan los brigadistas, se consumen en combustible para motobombas, bulldozer y palas, cuya hora de trabajo fijan en 60 y 100 euros, respectivamente, lo mismo que cuesta mover una brigada forestal siempre que tenga su base en la provincia. En la extinción de los incendios registrados este verano en Cualedro, Entrimo, Muíños y Oímbra trabajaron brigadas desplazadas desde las provincias de A Coruña y Pontevedra. En este caso, el coste (hay un desplazamiento) sube a los 150 euros a la hora.

La Xunta destinó 103 millones de euros a la lucha contra los incendios, un dinero que también se destina a convenios con los concellos, empresas e incluso el Ejército dentro de la operación Centinela. Medio Rural firmó un convenio con la Brilat para vigilar el monte, por importe de 500.000 euros. La mayor parte de los soldados patrullaron en la provincia de Ourense.

En Medio Rural aseguran no tener calculados los costes de cada incendio, pero sus trabajadores suman el gasto de cada motobomba municipal (100 euros por hora) y los brigadistas que están a las órdenes de los concellos. Medio Rural firmó convenios con la mayoría de los concellos de la provincia por importe de entre 6.000 y 10.000 euros para combatir las llamas.

Al final de la lista aparecen los daños que ocasionó el incendio en propiedades privadas e infraestructuras públicas (captaciones de agua, señales viarias, muros de cierre y tendidos eléctricos). Medio Rural acaba de aprobar una partida de un millón de euros para pagar a los afectados por incendios. Es el caso de José Bailón, de Monterrei, que resultó afectado por un incendio en el 2014. "Me pagaron 1.300 euros para la reconstrucción de un muro y unas vides ardidas. El muro lo destruyó una máquina para apagar el fuego", explicó.

Los sindicatos reconocen que el coste de la extinción es alto y hablan de "negocio del fuego", al tiempo que abogan por la prevención. El gasto se cargaría al autor del fuego en caso de ser detenido y condenado , pero la mayoría de incendios quedan impunes.