Ourense

La España "vaciada" se levanta ante su abandono: "Queremos vivir aquí"

Ourense

DEMOGRAFÍA - OURENSE

La España "vaciada" se levanta ante su abandono: "Queremos vivir aquí"

Dos centros de desarrollo rural de Ourense se unen a la gran movilización de mañana en Madrid en busca de "trato igualitario"

Decía Julio Llamazares, el escritor leonés autor de "La lluvia amarilla", todo un referente puro a la hora de abordar la despoblación, que España es una "campana". Y lo ejemplificaba así en 2013, en la presentación de su obra "Las lágrimas de San Lorenzo": "La costa está completamente construida y Madrid es el badajo que mueve rítmicamente a los demás, que están en venta por derribo".

Ese badajo corre riesgo de perder influencia, de no tener qué elementos mover y de acabar implosionando. Así, el mundo rural quiere hacer ver mañana, con una histórica manifestación que esperan que se convierta en una "enmienda a la totalidad", que el problema de la despoblación incumbe a todos, no solo a territorios despoblados, aquellos en los que ahora el Gobierno y los partidos políticos parecen haber fijado su punto de mira, sino también a esa España superpoblada compuesta por los propios hijos de la "España vaciada".


89 plataformas


Esa España "vacía", término acuñado por Sergio del Molino en su ensayo homónimo, ha decidido levantar la voz. No aguanta más y mañana lo dirá en el centro del país. Y Ourense estará presente en Madrid. Los centros de desarrollo rural O Viso (Lodoselo-Sarreaus) y Portas Abertas (Vilardevós) se han organizado para ir, y han conseguido poner un autobús, al que esperan que se unan ourensanos en sus coches particulares. Son centros sin ánimo de lucro que intentan revalorizar y recuperar la cultura rural. Serán dos de las 89 plataformas de toda España que piden actuaciones urgentes contra la sangría demográfica.

"Levamos un autobús, outros sitios como Palencia levan sete e en Teruel, 40, pero é que en moitos sitios os concellos apoiaron", explica Tamara Balboa, coordinadora de Portas Abertas, y presidenta de Coceder (Confederación de Centros de Desarrollo Rural). 

"Necesitamos que se blinden servicios, hai que actuar con extrema urxencia, se non se fai agora, despois xa non vai ser posible", asegura Balboa, gran conocedora de la realidad del rural. Y advierte a los políticos: "Hai concellos nos que en dúas lexislaturas vai quedar menos da metade da xente. Un concello con 33 nenos no colexio xa sabe o futuro que ten", lamenta. 

¿Qué hacer? Ella cree que es difícil de revertir, pero al menos hay que visibilizar que la gente del rural quiere un "trato igualitario" porque "a concentración de servizos, máis se concentra a poboación". 

Entre otras reivindicaciones, ven ilógico que "montar unha pequena explotación agraria teña os mesmos requisitos que unha grande, que nos asfixien por todos os lados, que no verán non haxa nin un só autobús ....Queremos vivir aquí!"

Este centro, que llevará a gente de la comarca de Monterrei, no será el único. También desde A Limia se ha organizado el CDR O Viso. Uno de sus fundadores, Antonio Rodríguez Corbal 'Toño',  irá a Madrid en el autobús. "Podo camiñar por Lodoselo dunha esquina a outra e non atopar a ningunha persoa. Esa é a realidade de moitas aldeas do rural. E ten que ser algo que preocupe a todos, quen en Ourense non ten raíces no mundo rural? O rural só, por libre, non fai nada, hai que facer unha alianza co urbano", subraya Toño Rodríguez. 

Abandono, soledad y muerte. Esas tres palabras definen el ambiente que se respire en muchos "recunchos" del rural ourensano que, si bien, no vive una situación tan desértica como otros puntos, sí que denota una realidad preocupante. "A realidade do rural ourensán non é igual que o doutras partes de España, aquí as aldeas están máis preto unhas doutras e máis accesibles ás cabeceiras comarcais, pero estamos na UCI", asegura Balboa. 

Los representantes de estos centros se muestran contentos de esta movilización sin precedentes. "Vai ser unha festa moi bonita, haberá xente de todas as partes. E sempre digo que a xente de aquí que non poida ir seguro que ten un coñecido en Madrid ao que pode animar a ir", explica Toño Rodríguez. 

Las veteranas plataformas Teruel Existe y ¡Soria ya! fueron los promotores de esta iniciativa. "Se decidió que había que convocar a toda la España vaciada y esperamos que sea un éxito sin precedentes. Los de Teruel llegamos a congregar nosotros solos a 50.000 personas, así que...", señala Manuel Gimeno, portavoz de la plataforma turolense. 


Visibilización


Descartan ningún tipo de aprovechamiento electoral. "Lo convocamos antes de las elecciones. Queremos visibilizar este problema, lo que no se visualiza, no existe", aclara. Anima a ourensanos y gallegos a adherirse, ya que "es un problema gravísimo, gran parte del territorio va a desaparecer". Y no solo compete al rural: "Cuando hay desgaste en un territorio, todos sufren las consecuencias". 


Alianza de rural y urbano: "Todos somos hijos de la España vaciada"


Las prioridades que necesita el medio rural las deja claras Manuel Gimeno. "Hay que actuar de inmediato sobre la despoblación, aunque hay núcleos que ya no se van a poder recuperar. Y necesitamos infraestructuras que guarden la cohesión social, no solo por tren o carretera, sino también de banda ancha, necesitamos igualdad de oportunidades". 

Otra de las problemáticas que ponen sobre la mesa es la necesidad de que los gobierno "faciliten el acceso a las viviendas; las que hay no se venden o se venden a precios estrambótico, aunque cada pueblo tiene sus situaciones, y quienes mejor conocen el territorio son sus habitantes". Por todo ello, y mucho más, recuerda que la "España vaciada" reclama un Pacto de Estado y que la manifestación de mañana es una "enmienda a la totalidad de las políticas realizadas hasta ahora". Además, incide en que hay ejemplos de revertir esta situación, "como sucedió en las tierras altas de Escocia".  La marcha comenzará en la Plaza de Colón para finalizar frente a la fuente de Neptuno. Los organizadores no quiere partidos y, como recuerda Gimeno, quieren gente el rural y lo urbano, "porque todos somos hijos de la España vaciada".