Ourense

La FP dobla el número de alumnos en una década y supera a la universidad

Ourense

EDUCACIÓN

La FP dobla el número de alumnos en una década y supera a la universidad

Alumnos de un ciclo de FP del 12 de Outubro el pasado curso.
photo_cameraAlumnos de un ciclo de FP del 12 de Outubro el pasado curso.

La oferta de ciclos a distancia dispara la oferta y hace que se llegue a 4.641 matriculados, pero con casi la mitad de plazas sin cubrir

La Formación Profesional coge impulso con el paso de los años en la provincia de Ourense. Pese a que casi la mitad de las plazas ofertadas no se ocupan, el número de alumnos matriculados se ha doblado durante la última década. Con este incremento, ya hay más alumnos estudiando FP en la provincia que los matriculados en la universidad –ahora mismo, cursan Formación Profesional un total de 4.641 alumnos en Ourense, frente a los 4.578 que terminaron el pasado curso en el Campus de la ciudad–

El auge de los ciclos que se ofertan a distancia, implantados durante los últimos años, ha doblado e incluso triplicado el número de plazas ofertadas y ha atraído a más gente a estas enseñanzas. Solo en el CIFP Portovello de la ciudad, se pasó de poco más de 400 a 1.150 matrículas.

Ourense se europeíza en cuanto al tipo de estudios más demandados, y la formación profesional ha ganado terreno a la universidad hasta conseguir superar en alumnos a los que estudian en el Campus de Ourense. Y esto, pese a que los empresarios siguen lamentando la ausencia de perfiles adecuados, y que los propios implicados en la FP reconocen que es necesario adecuar en mayor medida a los perfiles demandados por las compañías, aunque también echan en falta una implicación mayor de la sociedad, ya que algunos cursos con más salidas laborales son a veces los menos demandados.

Los últimos datos disponibles en la Consellería de Educación e Ordenación Universitaria muestran un avance importante durante los últimos 10 años en los grados medio y superior de la Formación Profesional, tanto en las titulaciones ordinarias como en las de adultos, tanto presencial como a distancia.


Muchos adultos


Los alumnos que cursan FP en este 2018/2019 ascienden a los mencionados 4.641, sumando los 3.598 que están en los grados ordinarios y los 1.043 del régimen de adultos. Pese a que las cifras son mucho más altas que hace una década, queda claro que la oferta tiene cosas por mejorar, ya que hay un total de 8.859 plazas disponibles, por lo que casi el 50% se quedan sin cubrir.

En el curso 2008/2009, hace exactamente 10 años, los ourensanos que realizaban estudios de formación profesional eran muchos menos que en la actualidad. Tan solo 2.774 se matricularon entonces para aprender una profesión. Así, en este periodo se incrementó en un 67% la demanda de estos cursos. El número de plazas y ciclos ofertados se aumentó exponencialmente durante estos años, ya que hace una década había un plan de 75 ciclos, y ahora ya se sitúa en 120.Mientras, la universidad alcanzó el curso pasado 4.578 alumnos.


Más eficiencia en el Campus


Eso sí, la eficiencia fue mucho mayor, ya que la matriculación superó el 100% de las plazas ofertadas, algo que todavía tienen que afinar en la Formación Profesional.


El nivel de inserción laboral de los ciclos, al alza en España


La inserción laboral de los que tienen estudios de Formación Profesional es superior a las de los que cuentan con estudios universitarios y este diferencial amenaza con ir a más. Así lo ponen de manifiesto diversas predicciones a nivel europeo, que señalan que en España el 65% de las empresas demandarán perfiles de FP dentro de una década. 

En 2017, un 15,2% de los contratos firmados tenían grados medios o superiores de FP, mientras que solamente un 9,88% eran universitarios, según el último informe del Servicio Público de Empleo (Sepe). 

Por otra parte, el colectivo de parados que cursaron FP  fue el que más descendió en términos interanuales, lo que avala la teoría de la gran inserción laboral.

El propio Sepe resalta que "debe potenciarse la Formación Profesional y la Formación para el Empleo para mejorar la inserción laboral de parados de menor cualificación. La oferta de FP es insuficiente y además requiere mayor estructuración y coordinación de los agentes implicados. Se necesita una mayor coordinación entre formación, empleo, universidad y empresa". 

De hecho, el informe de las expectativas laborales pone de relieve que "sigue habiendo déficit de titulados de formación profesional, el peso de estos profesionales está muy lejos del que tienen en los países más avanzados del entorno".