Opinión

Profundidad

Opinión

Profundidad

"Su profundidad". Era lo que preocupaba a Gonzalo García de Vitoria del Guipúzkoa Basket. Y no es para menos. Hasta diez jugadores anotaron por parte del conjunto guipuzcoano, por siete...bueno, en realidad dos, Balaban y Edu Martínez (17 y 21 puntos respectivamente), quizá tres, con los 10 puntos anotados por Alfredo Ott, por parte ourensana. 

Mayor potencial de un Guipúzkoa que intenta no desviarse lo más mínimo de su objetivo y que no es otro que la inmediata vuelta a la ACB frente un COB con una capacidad y unos valores que a través del esfuerzo y esas dos o tres individualidades crear sus propias expectativas. 

Desconfianza por parte de aquellos que valorizan en base a la individualidad y costes. Para quienes Connor Wood puede ser un desconocido, Darko Balaban una rotación , Óscar Alvarado o Alfredo Ott, unos jugadores más de la LEB. Frente a la fe de un Pazo -que no son las paredes sino quienes lo ocupan- convencido de que el buen funcionamiento grupal permitirá que las individualidades puedan despuntar. Ya son menos los que dudan de la capacidad anotadora de Balaban, la dirección de Alvarado o que Ott  sea uno de los mejores, si no el mejor, two-way players (jugador de dos vías/facetas, defensa/ataque) de la Liga. 

Y todos sabemos lo difícil que es crear un equipo competitivo y más sin dinero y el COB lo es, incluso con esa desventaja. Aunque hay veces que toca fastidiarse, reconocer la mayor capacidad del rival de turno, y sin perder el ánimo, ¡volver a competir lo antes posible! El Huesca llega el sábado al Pazo.