atiende

España

Sólo hay siete personas para atender a Teresa y a los posibles infectados