El coraje de España le devuelve a la final del Mundial