INTEGRACIÓN

El colectivo marroquí defiende su integración total en Xinzo

Expresa su malestar contra el alcalde, Antonio Pérez, por vincular los conceptos de musulmán y terrorismo

La mezquita de Xinzo congrega cada día a numerosos musulmanes para orar.
La mezquita de Xinzo congrega cada día a numerosos musulmanes para orar.
El colectivo marroquí defiende su integración total en Xinzo

Las declaraciones vertidas por el regidor de Xinzo, Antonio Pérez, luego de una junta de seguridad en la que se decidió adoptar medidas preventivas contra un posible ataque terrorista en la capital limiana, han provocado el malestar entre el colectivo musulmán de la villa, integrado por unas 200 personas de procedencia mayoritariamente marroquí. Pérez destacó que Xinzo "tiene un alto nivel de población musulmana y las fuerzas de seguridad señalan que sus jóvenes, no digo que sean los de nuestra villa, llegan un poco más radicalizados". Estas palabras fueron censuradas por los grupos de la oposición Xinzo Adiante y PSOE, y han generado un profundo malestar en el colectivo marroquí. El presidente de este colectivo rechazó pronunciarse al respecto, otros miembros de esta comunidad sí mostró su enfado por la vinculación que hizo el alcalde entre los conceptos de "musulmán" y "terrorismo". "Lo que nos molesta no es que se adopten medidas para proteger a la ciudadanía, es que nos metan a todos en el mismo saco", manifiesta Mouna Fathallah. "Llevamos aquí muchos años, estamos integrados y la convivencia es muy buena", añade. 

Por su parte, Hasna Zerrag asegura que Antonio Pérez se puso en contacto con el presidente de la comunidad para explicarle su punto de vista. "Nos reuniremos con él la semana que viene para escucharle", explica Hasna. "Nosotros no queremos entrar en guerras políticas porque no nos interesa", añade. 

Por contra, el segundo teniente de alcalde de Xinzo, Manuel Cabas, salió en defensa del regidor señalando que "nosotros en ningún momento estamos generando tensión". "Xinzo es un ejemplo de integración y de convivencia", manifiesta. "La oposición está creando un conflicto donde jamás lo ha habido. El alcalde en ningún momento señaló a la población marroquí que vive en Xinzo. Jamás hemos tenido un solo problema con ellos", añade.

La Policía ve una “alarma innecesaria"

El responsable de la Policía Local de Xinzo, Germán Bolaño, explicó que lo que se trató en la junta de seguridad celebrada recientemente en Xinzo y en la que estuvieron presentes, además de los propios agentes del cuerpo municipal, el alcalde de Xinzo, Antonio Pérez, miembros de la Guardia Civil y también brigadas municipales, fueron las medidas a adoptar para prevenir ataques terroristas en base a una recomendación generalizada del Ministerio de Interior. "Se está generando mucha alarma para lo que, en realidad, se está tratando que son, simplemente, medidas preventivas", explica el jefe de la Policía Local. "Por supuesto que no tiene nada que ver en esto la comunidad marroquí. No se ha profundizado en nada, ni se ha aprobado nada. Estamos en contacto con varias empresas para decidir qué sistema de protección instalamos", añade. n