GAMERS

El clásico del deporte rey vuelve a lo más alto del entretenimiento

"PES 2019" ofrece a los usuarios uno de los juegos más divertidos y jugables de la saga, gracias a la mejora gráfica y al desarrollo táctico y dinámico de cada partido

Coutinho, en el juego
Coutinho, en el juego
El clásico del deporte rey vuelve a lo más alto del entretenimiento

Desde la época de los 16Bit la lucha entre EA y Konami por ofrecer el mejor juego de fútbol posible ha sido una constante del sector de los videojuegos año tras año. Fifa y PES han desarrollado durante décadas métodos y desarrollos diferentes a la hora de enfocar cómo debe ser un buen juego deportivo, con un dominio apabullante de la jugabilidad por parte de Pro Evolution Soccer y una aplastante diferencia en cuanto a licencias, competiciones y nombres oficiales por parte de FIFA.

Tras unos años en los que la franquicia de EA ha mejorado ostensiblemente la jugabilidad y la física del balón, Konami ha vuelto a reverdecer laureles de triunfador en las dos últimas entregas de su saga, y con la llegada de PES 2019 el rey de la jugabilidad y del fútbol más desafiante ha vuelto.

El juego, que sale a la venta al público el día 30 de agosto, dispone de una demo abierta y totalmente jugable para PC, Xbox One y PS4. El uso de las cámaras, los detalles en las animaciones y la física tanto del balón como de los propios jugadores acercan aún más a los usuarios a una experiencia casi televisiva del deporte rey.

La nueva entrega ofrece agilidad, dinamismo y veracidad, con una respuesta a los controles inmediata y casi intuitiva, gracias al trabajo realizado por los desarroladores a la hora de mejorar la IA de los jugadores y del equipo, que aprende los gustos del usuario y se adapta a su forma de entender el fútbol. Todo ello, unido a mejores animaciones y un nuevo sistema de gestión de colisiones, dándole al balón un papel destacado a la hora de disfrutar de la dinámica de cada partido.

PES 2019 es el mejor juego de la saga en años, gracias a su apuesta por hacer disfrutar al usuario de cada encuentro disputado, independientemente de la dificultad elegida.