La Región

LLEGADA DE LA ALTA VELOCIDAD

Adif pone tensión a la catenaria en 110 kilómetros del trazado Madrid-Galicia

Permitirá facilitar la tracción eléctrica de los trenes de ese tramo de alta velocidad ferroviaria que se efectuará a las 00:01 horas del 10 de junio

Adif pone tensión a la catenaria en 110 kilómetros del trazado Madrid-Galicia

La empresa pública Adif, dependiente del Ministerio de Fomento, ha anunciado la puesta en tensión a partir del 10 de junio de la catenaria del nuevo tramo de alta velocidad ferroviaria de 110 kilómetros comprendido entre Zamora y la comarca zamorana de Sanabria, parte del trazado entre Madrid y Galicia.

La puesta en tensión eléctrica de la catenaria, los sistemas asociados y los centros de autotransformación de los 110,7 kilómetros de vía del tramo Zamora-Pedralba de la Pradería tiene como objetivo continuar con las pruebas necesarias para poner en servicio de ese trayecto, indica Adif en un comunicado.

El inicio se ha comunicado con la suficiente antelación porque la elevada tensión eléctrica de la catenaria hace necesario extremar las precauciones, tanto para los trabajadores de la obra como para la población en general.

La electrificación de la nueva línea está configurada en un sistema de 2x25.000 voltios en corriente alterna y 50 hertzios de frecuencia.

La alimentación de energía eléctrica a la línea se realiza mediante subestaciones de tracción, que transforman la tensión de 220 kilovoltios o 400 kilovoltios suministrada por la empresa Red Eléctrica de España, a los 2x25 kilovoltios necesarios para la catenaria de alta velocidad.

Este sistema de alimentación permite un mejor reparto de corrientes y es el utilizado en todas las nuevas líneas de alta velocidad en España.

El sistema permite ampliar la distancia entre subestaciones de tracción hasta los 60-65 km aproximadamente, con el consiguiente ahorro en instalaciones y una mayor integración ambiental.

El nuevo tramo ferroviario está diseñado para velocidades máximas de hasta 350 kilómetros hora y el trazado incluye dieciséis viaductos, nueve túneles, un puesto de adelantamiento y estacionamiento de trenes en Tábara, la nueva estación de Sanabria y un cambiador de ancho de vía en Pedralba de la Pradería.

Entre los puntos singulares del trazado destacan los túneles de Puebla y Otero de Sanabria, de casi 1.500 metros el primero y de 1.145 el segundo, y los viaductos de Puebla, de 776 metros, y sobre el río Tera, de 645 metros.