La Región

ELECCIONES

El dominio del PP se reduce hasta los 64 concellos

PSOE y BNG ganan terreno con 20 y cinco victorias, con tres triunfos de otras formaciones

El dominio del PP se reduce hasta los 64 concellos

Retroceso importante para el PP tras las elecciones municipales, que a pesar de continuar siendo la fuerza hegemónica en la provincia de Ourense, reduce sus dominios hasta 64 concellos donde ha sido la primera fuerza en número de votos, cinco menos que hace cuatro años y con bajón incluido en las mayorías absolutas, que le garantizan al menos 53 alcaldías el próximo 15 de junio, cuando se constituirán las corporaciones locales.

Nueve victorias en concellos se le han escapado a los populares respecto a los registros de 2015, que también ven como pierden ocho mayorías absolutas, por lo que ni siquiera situarse como primera fuerza en villas como Ribadavia o Trives compensa lo sucedido, ya que se quedan sin la posibilidad de gobernar en solitario en cabeceras de comarca como Xinzo y Celanova.

Más contentos pueden estar en las filas del PSOE y del BNG, que recogen el testigo en los municipios en los que los populares pierden fuelle. Los socialistas pueden presumir de ser la primera fuerza en una veintena de concellos, quitando al PP la supremacía en plazas de gran importancia como Ourense, Barbadás y Verín, además de reinar en Taboadela, Melón y Ramirás. Con esos resultados, el PSOE tiene garantizados 13 bastones de mando, destacando Carballiño, que se suma al feudo de O Barco.

Mientras, los nacionalistas también tienen muchos motivos para sonreír, ya que, además de su regreso a la Corporación de la capital, conservan con holgura su feudo de Allariz e irrumpen con una gran fuerza en Baños de Molgas, donde el gobierno en minoría ha convencido a sus vecinos, que le han otorgado la mayoría absoluta, al igual que en A Mezquita, con un excelente resultado de siete concejales. En el BNG, pese a caer, también son primera fuerza en Castrelo de Miño aunque sin gobierno garantizado, al igual que en Vilar de Barrio, donde han dado un vuelco a la holgada mayoría del PP.

Fuera de los principales partidos, destacan las victorias de Agrelsan en Sandiás, que ya no necesitará socios, la nueva Agrupación de Electores de San Xoán de Río y el incombustible Xan Jardón, que pese a cambiar de marca, seguirá sin oposición en Vilar de Santos, un escenario igual al de Quintela de Leirado y Beariz, en esos casos en manos del PP.