La Región

CRÓNICA

Los guardianes de Os Milagres

El santuario situado en el Monte Medo cambia de estampa cada mes de septiembre, con la multitudinaria novena. El resto del año, diez paúles atienden el templo y las parroquias cercanas. Se cumplen 150 años de la llegada de la congregación.

José Luis Román, Yerai Fariñas, Aser Lorenzo, José Manuel Villar, Elixio Rivas, Camilo Merino, Lisardo Otero, Mariño Domínguez, Antonio Otero y Aser Ansia; ayer frente al templo situado en el Monte Medo (JOSÉ PAZ).
José Luis Román, Yerai Fariñas, Aser Lorenzo, José Manuel Villar, Elixio Rivas, Camilo Merino, Lisardo Otero, Mariño Domínguez, Antonio Otero y Aser Ansia; ayer frente al templo situado en el Monte Medo (JOSÉ PAZ).
Los guardianes de Os Milagres

"Somos dez pero somos maiores. Eu son o maior", dice Elixio Rivas en su santuario de Nuestra Señora de los Milagros (Vide, Baños de Molgas). Este etnógrafo de 94 años y sabio popular es, además, uno de los padres paúles que atiende el templo. Este año se cumplen 150 años de la llegada de la congregación a un lugar de peregrinación que recibe a miles de fieles durante su famosa novena, en septiembre. En este núcleo de la parroquia de Vide residen 10 hombres, según los datos del INE. Los diez guardianes del santuario que se erige en el valle del Monte Medo. Rivas insiste en que todos los meses llegan cientos de personas y una excursión de Ferrol entrando al recinto le alegra la vista. "Ves".

La Capela Madrigalista ofreció ayer un concierto-homenaje a las víctimas de los incendios forestales de 2017 que también fue una previa de las celebraciones de la llegada de los Padres Paúles a Os Milagres, cuya fecha exacta es el 2 de septiembre de 1869. "Nunca estivo a igrexa tan bonita. Canta xente", dice un vecino tras la eucaristía. A esa misma hora van llegando a cuentagotas el resto de padres paúles que acompañan a Elixio Rivas: José Luis Román, Aser Lorenzo, José Manuel Villar, Camilo Merino, Lisardo Otero, Mariño Dominguez, Antonio Otero y Aser Ansia. Con ellos el sacerdote Yeray Fariñas, que aunque no es paúl, está muy ligado al santuario.

Llegaron a ser 17 paúles a inicios del siglo XIX. "Antes non só había que atender ao santuario. Sempre houbo ensino, primeiro preceptoria, despois estudos de gramática, seminario, colexio… O colexio houbo que cerralo no 1991 por falta de alumnos", recuerda Rivas. "Nos anos 60 non había máis institutos que os de Ourense. Aos rapaces de Verín, A Gudiña ou Xinzo éralles moi difícil ir á cidade, por eso estaba aquí o ensino", apunta.

Todas aquellas funciones fueron desapareciendo. El padre paúl recuerda que de pequeño comía el pan que se hacía aquí. En el museo del santuario se conservan vestigios de todo lo que hizo la congregación en Monte Medo. "Como era un sitio solitario tamén había para sosterse certas fincas para cultivo. Houbo oficios, carpintería, serrería… Incluso dende hai 300 anos! Aquí apareceu unha forxa. Facíanse cravos e ferraduras e a xente viña comprar aquí", relata Elixio Rivas. "Hai facturas e por iso podo falar disto. Algunha do 1750". 

Hay cosas que son igual que hace 150 años. "O fin principal é atender o santuario, como foi hai 150 anos. Pero desde hai uns anos, non só levamos a parroquia de Vide á que pertence o santuario. Imos a Foncuberta, Zorelle, Arnuiz e San Pedro de Maus. Por ahora", puntualiza mientras recita de memoria donde se encuentra cada uno de los hermanos. "Un di misa en Vide, outro en Arnuiz e outro en San Pedro de Maus. O que foi a Zorelle xa veu. O que dixo a misa en Foncuberta díxoa onte pola tarde".

Además del santuario y el resto de parroquias, los padres paúles atienden a las Hijas de la Caridad de Maceda y a los ancianos de la residencia del mismo municipio.

"¿Cómo chegaría aquí?", se pregunta Rivas señalando un árbol en el jardín que rodea el templo. Un azahar chinés. A un sabio nunca se le acaban las preguntas. 

La historia de la llegada de los padres paúles

"Os paúles chegaron no 1869. Naqueles tempos que incluso estiveron prohibidas as congregacións, algúns dos nosos misioneiros tiveron que refuxiarse en Portugal.Atendíanse ás Hijas de la Caridad de Galicia e comezaron a predicar misións", anota Elixio Rivas, que estudió la historia de la congregación en Ourense. "Na catedral de San Martiño deron unha misión na que non cabía a xente na catedral, tiverona que dar nas Mercedes, Houbo outra misión moi famosa en Xinzo e xuntáronse miles de persoas", explica Rivas sobre el origen de los Paúles en Os Milagres.