Ourense

Nuevo rescate en la ciudad de un mayor en soledad

Ourense

Nuevo rescate en la ciudad de un mayor en soledad

Los bomberos registran una media de dos aperturas de puerta cada día

Los bomberos de la ciudad rescataron ayer a una vecina de la rúa Os Remedios que no era capaz de abrir la puerta tras sufrir un ataque nervioso. Un particular los alertó al no responder la mujer, de avanzada edad, a sus llamadas. Los efectivos accedieron la vivienda por una ventana y facilitaron la entrada de las fuerzas policiales y personal sanitario para poder atenderla.

Este tipo de actuaciones, ya habituales en el parque de bomberos del Campo da Feira, se han intensificado en esta crisis del coronavirus.  Solo en los últimos días llevan contabilizados tres rescates, todos de personas mayores que residen solas y no son capaces de incorporarse para abrir la puerta tras caerse en el interior de la vivienda.

La única preocupación de los efectivos ante las sucesivas alertas es acudir a la mayor brevedad posible para recatar a la persona con vida. De encontrarla muerta, caso que sucedió a principios de la semana pasada con un vecino del barrio de O Vinteún, "la desolación es grande, sientes impotencia", aseguran fuentes del cuerpo de emergencias.

Los bomberos reciben una media de dos avisos cada día para la apertura de puertas, que en la mayoría de los casos son de viviendas de personas mayores que residen solas.  Los efectivos permanecen en alerta desde el pasado día 16 a causa del confinamiento de la población para evitar la propagación del coronavirus. Trabajan en colaboración con las fuerzas policiales y creen que la situación de alarma puede estar incrementando los casos, teniendo en cuenta que muchas de las personas mayores que residen solas recibían hasta el momento visitas de sus familiares, pero la prohibición de salir de los domicilios, provoca que muchos de ellos estén solos, sin nadie que les ayude en las tareas domésticas.