La Región

CIUDAD

La Xunta da luz verde al centro de adultos con discapacidad

El edificio, que finalmente costará 8 millones, estará listo a finales de 2021 y tendrá 110 plazas
Presentación del proyecto del CAPD a autoridades, el pasado mes de julio en Ourense. (Foto: Miguel Ángel)
Presentación del proyecto del CAPD a autoridades, el pasado mes de julio en Ourense. (Foto: Miguel Ángel)
La Xunta da luz verde al centro de adultos con discapacidad

El vicepresidente de la Xunta, Alfonso Rueda, anunció ayer la autorización de la Xunta al contrato de construcción del nuevo Centro de Atención para Personas con Discapacidad (CAPD) de más de 21 años de Ourense, una vieja demanda en la ciudad de los colectivos de afectados y familiares. 

El próximo paso, según explicó Rueda, será remitir al Diario Oficial de la Unión Europea la licitación y analizar las ofertas que se presenten para luego completar todos los trámites para iniciar las obras. El presupuesto de la construcción, que inicialmente se situó en torno a los 5,5 millones, será de más de 8 millones. "Este centro incrementará nun 35% o número de plazas públicas de atención á dispacacidade que se ofrecen na cidade, ao pasar de 316 a 426", aseguró Rueda. 

La localización del nuevo edificio también ha cambiado según los planes iniciales, en vez de situarse en Mariñamansa, el edificio estará ubicado en el barrio de Barrocás. "Foi necesario cambiar o lugar para dar resposta ás demandas das personas con discapacidade da provincia, así como incrementar o tamaño do edificio", puntualizó Rueda.

El inicio de las obras está previsto para el primer cuatrimestre de 2020 y tendrá una duración de 18 meses. De las 110 plazas disponibles en el centro, 80 serán en régimen de residencia y las 30 restantes, de centro de día.



Un largo proceso administrativo de más de tres años para el nuevo edificio

Los trámites necesarios para finalizar el proyecto del nuevo edificio se alargaron durante más de tres años, una cuestión por la que la conselleira de Política Social, Fabiola García, ya se disculpó el pasado mes de julio frente a las familias afectadas. 

A finales de 2018, la Xunta y el anterior gobierno local de Ourense adelantaron que el centro estaría abierto al público en el año 2020, para meses más tarde ampliarlo al 2021, un horizonte que sí podría cumplirse (las obras del centro arrancarán durante el primer semestre de 2020 y tendrán una duración estimada de 18 meses). 


Demanda histórica


Los colectivos afectados llevan años reclamando un espacio en la ciudad adaptado para las personas mayores de 21 años con discapacidad. En 2017, las familias se manifestaron en la ciudad para reclamar la necesidad de cubrir sus demandas con una oferta pública y de calidad.