Imprimir

"Unha parroquia chégame ben"

La Región | 09 de mayo de 2019

José Rodríguez y Pablo César González, en el Seminario.
José Rodríguez y Pablo César González, en el Seminario.

El Seminario Mayor celebró las bodas de plata, oro y diamante de 17 sacerdotes de la Diócesis de Ourense. José Rodríguez cumple 60 años de cura. Pablo César González, 25. En otro tiempo, fueron profesor y alumno.

José Rodríguez se disculpa tras los dos escasos minutos que ha estado al teléfono. "Un entierro". La noticia, en esta provincia envejecida, hubiera sido un bautizo. Lo sabe bien este ourensano que cumple 60 años de sacerdocio, casi 87 en este mundo. La muerte es menos insospechada en Ourense. Lo confirma la naturalidad del cura al recibir la "no" noticia de un funeral. A su lado, Pablo César González, hace 25 años que se hizo cura y alguno más desde que asistió a las clases de literatura o ciencias que impartía don José.

"Era bastante exigente", recuerda el sacerdote que, entre otras cosas, fue el último de la Diócesis en hacer la mili. Ayer se celebró San Juan de Ávila, patrón del clero español, en el Seminario Mayor. Los sacerdotes ordenados hace 60, 50 y 25 años brindaron por sus bodas de diamante, oro y plata, respectivamente. Una foto de familia que cada vez se hace más pequeña: los mayores se mueren, los jóvenes no llegan.


60 años de cura, casi 87 de vida


"Fun profesor de case todos, menos dos últimos. Hai vinte anos que estou xubilado e dende entón teño tres parroquias, menos este ano que só levo unha, que xa son moi vello e non as podo atender", resume José Rodríguez. La sonrisa se le ilumina en la clara cuando enumera, con bastante gracia, quizás con tono de profesor de literatura, las parroquias que atendió en estos últimos años: "San Miguel de Taboadela, Santa María de Torán e San Xurxo da Touza. Deixei dúas e quedei con Taboadela, que xa me chega ben. Teño 86 anos, case 87, e é moito traballo. As outras dúas están a cargo de don José Ramón Jorge Janeiro".  

También con gracia, enumera dos recuerdos. El de hace cinco minutos: "Agora que vimos de sacar unhas fotos todos, tívome que axudar o obispo a subir o escalón. Tamén teño un escalón para subir da sacristía ao altar, e xa me costa". El de hace media vida: "No Seminario hai unha biblioteca cun diccionario de 20 tomos que lin enteiro cando estiven interno". A pesar del paso del tiempo entre los dos recuerdos, conserva el mismo entusiasmo. Dice que afronta esta etapa, la que viene tras 60 años de sacerdocio, "con moita ilusión". Esto no lo aleja de una visión realista sobre la situación de las vocaciones religiosas en un Ourense envejecido. "Curas novos hai moi poucos, moi poucos. Na nosa zona hai dous novos, pero en outros lados hai moita necesidade. Don Yerai, que lle chamo 'o meu párroco', porque é cura na parroquia na que nacín, é un rapaciño novo que ten oito parroquias. Eles poden ben, que son novos. Pero nós os vellos...". Entre los que "poden ben", está Pablo César González. 


"Os anos pasan de présa"


Pablo César González es el único cura de la Diócesis de Ourense que cumple 25 años de sacerdocio. Hay otro más que celebra sus bodas de plata, pero es un religioso Paul destinado a Ourense durante una temporada. "A sensación é que os pasan demasiado de présa. Pero vívoo con moita ilusión e ganas de seguir cumprindo anos de cura. Viñen con 10 anos ao Seminario e aquí estiven ata terminar os estudos", relata. Desde hace cuatro años se encarga de cinco parroquias de Ribadavia, junto a otro sacerdote: "O traballo en equipo lévase moi ben. É máis fácil compartir as dificultades e as alegrías". 

Con todo, y a pesar de los tiempos, el de 25 y el de 60 comparten una frase: "Moita ilusión". 

 

El obispo de Ourense, Leonardo Lemos, presidió la eucarística en la que los 17 sacerdotes celebraron 25, 50 y 60 años en la profesión. El obispo recordó las biografías de los curas e hizo una reflexión sobre la realidad actual de la Iglesia en Ourense: "Aunque seamos pocos y nuestros medios sean pobres, si caminamos unidos podemos conseguir lo que solos no podemos". Tras la foto de familia, el obispo de Mondoñedo-Ferrol, Luis Ángel de las Heras, impartió una conferencia. 

Puede ver este artículo en la siguitente dirección /articulo/ourense/parroquia-chegame-ben/20190508205006870577.html


© 2019 La Región

© La Región S.A.

Contenidos con licencia Creative Commons