TURISMO

El tren turístico Rutas del Vino ensaya su ruta

El proyecto incluirá visitas a bodegas, monumentos y lugares de interés.

El alcalde y dos concejalas de A Rúa, esperan a los representantes de Inorde, Xunta  y Renfe (J.C.)
El alcalde y dos concejalas de A Rúa, esperan a los representantes de Inorde, Xunta y Renfe (J.C.)
El tren turístico Rutas del Vino ensaya su ruta

El tren turístico que este verano realizará seis viajes entre Ourense y la Ribeira Sacra-Valdeorras se detuvo ayer, a las 13.30 horas, en la estación de A Rúa. De él se apeó una docena de técnicos de las empresas y organismos que promueven el proyecto Trenes Turísticos-Rutas del Vino, encabezados por el gerente del Inorde (Instituto Ourensán de Desenvolvemento Económico), José Manuel Rodríguez. Además, viajó personal de la Xunta y de Renfe, que colaboran en una iniciativa en la que también está el Adif (Administrador de Infraestructuras Ferroviarias), que gestiona las vías.

El viaje tuvo una finalidad principal: verificar los tiempos y horarios de la ruta programada. El uso de líneas ferroviarias obliga a extremar la vigilancia de los tiempos para evitar que coincidan con los de los trenes de líneas regulares. Esta circunstancia, sumada a los varios organismos y empresas que colaboran en el proyecto, llevaron al gerente del Inorde, José Manuel Rodríguez, a destacar la dificultad de los preparativos.

La expedición fue recibida por el alcalde de A Rúa, Avelino García, y dos concejales del equipo de gobierno: María del Carmen Álvarez y María Teresa Varela. Ante la puerta de la estación, el grupo esperó la llegada del autobús que, posteriormente, lo llevaría a la bodega A Coroa. El distintivo de calidad que posee esta embotelladora, la "Q", posibilitó su incorporación al programa de visitas de la ruta Ribeira Sacra-Valdeorras. Después de la comida, el bus trasladó a la comitiva hasta el Concello de O Bolo, donde visitaron el santuario de As Ermidas, antes de regresar a la estación ruesa. Aquí, volvieron a subirse a un tren de gasoil que ayer realizó el viaje pintado de blanco, color que variará cuando comience el proyecto turístico por uno de mayor atractivo.

Los viajeros que tomen este tren también podrán realizar un crucero por el río Sil en catamarán, recorriendo la Ribeira Sacra y se detendrán en Os Peares, donde conocerán su estación y el aula ferroviaria, según recoge el programa que elaboró el Inorde.

Los trenes turísticos de la Ruta del Vino Ribeira Sacra-Valdeorras comenzarán sus recorridos el 13 de julio y serán seis los convoyes que se desplazarán desde Ourense. Tres de ellos fueron programados para otros tantos sábados, coincidiendo en domingo los restantes. Con la fijación de viajes para los dos días del fin de semana, los promotores pretenden observar la respuesta de los viajeros y comprobar qué día prefieren. Su análisis ayudará a programar los itinerarios de la temporada de 2015.

El proyecto Trenes Turísticos-Rutas del Vino incluye otras cuatro rutas, los trenes de tres de ella saldrán de la estación de Ourense, al igual que el de Ribeira Sacra-Valdeorras. Son las siguientes: Ribeira Sacra, Ribeiro-Rías Baixas y Monterrei. El trayecto de la quinta, con destino en las Rías Baixas, comienza en Santiago.