Allariz

Allariz busca material que complete la historia del cuero

Allariz

Patrimonio

Allariz busca material que complete la historia del cuero

El Museo do Coiro abrió hace 25 años en la antigua fábrica de los Nogueiras.
photo_cameraEl Museo do Coiro abrió hace 25 años en la antigua fábrica de los Nogueiras.
El coronavirus ha obligado a readaptar la programación diseñada para el 25 aniversario del museo

La pandemia del coronavirus ha obligado a paralizar los actos previstos para el 25 aniversario del Museo do Coiro de Allariz que, conjuntamente con el Museo da Moda y el Museo Galego do Xoguete, reabrían sus puertas este mes de julio con un estricto protocolo higiénico-sanitario. "Trataremos de retomar os eventos en canto se poidan", reconocía Juan Seara, técnico de Cultura, quien confirmó que uno de ellos, y más inminente, será la instalación de una lona en los exteriores de la antigua fábrica de curtidos de los Nogueiras informando de la existencia del museo y de la celebración de sus bodas de plata. 

En la agenda de los responsables municipales está la organización de dos exposiciones relacionadas con el gremio del que dependieron tantas familias en Allariz, unas jornadas histórico-patrimoniales, así como la presentación de un libro sobre la curtiduría en Galicia obra de Claudio Otero Eiriz. "A tese de Otero Eiriz, dirixida por Xoan Carmona, saca a relucir que as fábricas de curtidos tiveron un peso importante en Galicia e, no caso concreto de Allariz, fala dunha vintena centralizadas entre Allariz, A Portela e Vilaboa. Eran fábricas pequenas, salvo a dos Nogueiras e outra en Vilaboa", relata Seara, quien revelaba que "os primeiros documentos nos que empezamos a saber que se curte datan da época medieval. E un dos oficios máis importantes da vila".

Con la entrada de los primeros turistas a los museos, los responsables municipales han retomado también el proceso de investigación que habían planteado a principios de año con motivo del 25 aniversario para completar la historia de la curtiduría alaricana y lanzan un SOS a los vecinos que puedan tener material o documentos relacionados con el gremio. "Este ano levouse a cabo o proceso de dixitalización do pouco material existente, pero deixounos cousas curiosas como as facturas onde se mercaba o material ou onde se mandaban as pezas. Para un particular quizais non sirvan, pero para nós teñen o seu valor para coñecer como era a produción ou cales eran os puntos de venda", explicaba Seara, quien apuntó que las fábricas alaricanas se dedicaban a preparar el cuero para zapatos y útiles de labranza.

Museo-taller

El Museo do Coiro, junto con el Muíño do Burato formó parte del proyecto municipal nacionalista de recuperación de las márgenes del río Arnoia, y que se completó la puesta en marcha de otros establecimientos hosteleros ubicados en el cauce y que eran antiguas fábricas de curtido o molinos. "No caso da fábrica dos Nogueiras, hoxe é un luxo poder explicar como era todo o proceso. Cun circuíto pechado que permite ver as pilas nun espazo, o secadoiro, mesmo temos o muíño fóra", quien añade además la presencia de un artesano, Ernesto Sánchez, al frente del museo donde ha montado además su taller.