+ Motor

José Manuel Vázquez "Casiano" y su coche

+ Motor

José Manuel Vázquez "Casiano" y su coche

Casiano, con sus dos coches, el histórico Morris 1.300 y el Ford Mondeo con carrocería familiar.
photo_camera Casiano, con sus dos coches, el histórico Morris 1.300 y el Ford Mondeo con carrocería familiar.
Nunca se ha interesado especialmente por algún modelo en concreto o visitó alguna exposición de un concesionario, todos los coches que ha comprado surgieron por ofertas entre amigos o conocidos

José Manuel Vázquez, es más conocido como como "Casiano", tanto en el apartado profesional con fisioterapeuta en su clínica de la calle del Progreso, como por su participación en el entroido, donde desde hace más de treinta años toma parte muy activa, habiendo sido pregonero y Rey do Entroido de la ciudad, destacando por sus atrevidos y particulares disfraces, "hace años me disfracé con unas pequeñas tiras y un tanga que le pedí a Paco Gallego, y hace unos años vi a  Cristina Pedroche con un vestido muy parecido". Nacido en Muiños, donde ha sido concejal, "Casiano", pasó por colegios como Cardenal Cisneros o el Seminario, formándose profesionalmente en Enfermería en Santiago y más tarde en Fisioterapia en Ourense, donde llegó a ejercer como director técnico de la Escuela de Enfermería de Ourense por oposición y durante seis años como profesor, para posteriormente abandonar la sanidad pública y montar su propia clínica.

¿Cuál fue su primer coche?
Todos los coches que he tenido me han durado muchos años. El primero fue un Seat 850, tiempo después compre un Ford Taunos en una subasta de Aduanas, al cual le instalé el sistema para poder utilizar el gas butano, aunque estaba prohibido y solo los taxistas podían instalarlo para circular. En ésto fui un poco avanzado, ya que hoy es uno de los combustibles llamados limpios y que se fomenta su uso.

¿De los vehículos que ha tenido, de cual tiene mejor recuerdo?
Después de Taunos, compré un Audi 80, un coche con cierto empaque y que me duró unos 14 años con muy buen resultado sin haber tenido ninguna avería. Luego cambié por una oportunidad que me propuso Elías Iglesias con el que tenía relación y el cual, junto con su hermano Amando, habían abierto el concesionario de Alfa Romeo y me ofreció un 155 V6, haciéndome un precio muy bueno, ya que era un modelo difícil de vender por su alto consumo. Era un coche fantástico y llamativo, al cual le hice más de 400.000 kilómetros en 19 años.

¿En la actualidad, que coche tienes?
Estando por los vinos, Manuel de la Fuente me dice que tiene que vender dos Mondeo ese día y que me hace un precio muy especial. Llamé a mi amigo y compañero de correr, el abogado José Antonio Fernández, y le dije que acababa de comprarle un coche para él y sin verlo. De los dos coches, me quedé con el de mayor equipamiento y porque, además, es ranchera y tiene la bola para el remolque, para poder llevar el remolque para los perros de caza, que es una de mis pasiones. Para andar por la ciudad, tengo un histórico Morris 1.300 con más de 50 años, que hace poco me hizo Rantur el motor, dejándolo como un chaval.